Notas
Madrid: los “indignados” divididos sobre el futuro de su campamento
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Los j√≥venes “indignados” que acampan en la madrile√Īa Puerta del Sol consideran reducir el tama√Īo de su campamento, pero est√°n divididos sobre la forma de poner fin a esta ocupaci√≥n que comenz√≥ hace m√°s de dos semanas y amenaza con perjudicar a la popularidad del movimiento.

Desde el martes por la tarde, las asambleas generales que re√ļnen a cientos de manifestantes han abierto el debate sobre la reorganizaci√≥n del campamento, que ocupa buena parte de esta plaza tur√≠stica del centro de Madrid.

Los “indignados” parecen haber llegado a un consenso sobre la necesidad de reestructurar el campamento con el fin de solucionar los problemas de organizaci√≥n y de seguridad que se multiplican.

Este mi√©rcoles, ya hab√≠an quitado algunas lonas, haciendo m√°s f√°cil la circulaci√≥n dentro y alrededor del campamento. Algunos abogan por una reducci√≥n del tama√Īo del campamento, incluida la posibilidad de que s√≥lo quede un peque√Īo puesto de informaci√≥n, mientras que otros querr√≠an mantenerlo intacto.

“Vamos a seguir debatiendo sobre la reestructuraci√≥n del campamento en la asamblea de esta tarde (mi√©rcoles)”, dijo un portavoz.

El movimiento de protesta de los j√≥venes contra el desempleo, la clase pol√≠tica o las derivas del capitalismo ha tenido, desde su aparici√≥n el 15 de mayo, un gran eco en Espa√Īa, donde decenas de miles de ciudadanos han participado en las manifestaciones.

Pero falto de líder y de una estrategia sobre acciones futuras, el movimiento está empezando a languidecer.

“No hacemos m√°s que hablar de los problemas del campamento, pero somos incapaces de tomar decisiones”, advirti√≥ en la tarde del martes una oradora durante la asamblea general.

Por su parte, el ministro del Interior espa√Īol, Alfredo P√©rez Rubalcaba, advirti√≥ este mi√©rcoles que el campamento no puede durar mucho m√°s, ante las quejas de los comerciantes de la zona que han visto caer sus ventas, seg√ļn ellos.

“No puede ser que unos ciudadanos acaben con los derechos de otros ejerciendo los suyos”, dijo a la radio Cadena Ser, aunque manteni√©ndose cauto sobre un eventual desalojo de los acampados por la polic√≠a.

“Cuando hay unos derechos que interfieren en otros, hay un problema y habr√° que buscar un entendimiento”, a√Īadi√≥ el ministro, matizando que “la Polic√≠a tiene que actuar con proporcionalidad. Hay que hacer las cosas bien, no vaya a ser que las hagas y el resultado sea mucho peor”.

Tendencias Ahora