Notas
Aseguran que la portabilidad numérica rebajaría el costo de las llamadas de larga distancia nacional
Publicado por: Gabriela Ulloa
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

‚ÄúCon la portabilidad num√©rica las llamadas de larga distancia nacional deber√≠an costar lo mismo que una local‚ÄĚ, aseguro el doctor Walter Grote, acad√©mico del Departamento de Electr√≥nica de la Universidad Santa Mar√≠a, quien agreg√≥ que en este nuevo escenario “los c√≥digos de √°rea no tendr√≠an sentido, y eso traer√≠a consecuencias econ√≥micas favorables para los usuarios.”

Walter Grote

Walter Grote

A partir del a√Īo 2011, cada persona tendr√° su propio n√ļmero telef√≥nico y podr√° mantenerlo incluso si se cambia a otra compa√Ī√≠a. Esto responde a la aprobaci√≥n de una modificaci√≥n a la Ley de Telecomunicaciones, y las empresas deber√°n presentar a Subtel su propuesta para el establecimiento de la administraci√≥n central de lo que se ha denominado como ‚ÄúPortabilidad Num√©rica‚ÄĚ.

Grote sostiene que este nuevo escenario traer√≠a ciertos beneficios econ√≥micos para los usuarios. ‚ÄúUn efecto directo de la portabilidad num√©rica se relaciona con la mantenci√≥n del n√ļmero, pero otro efecto no menor es que los c√≥digos de √°rea dejar√≠an de tener sentido, generando un efecto secundario importante: las llamadas de larga distancia nacional deber√≠an costar lo mismo que una llamada local‚ÄĚ.

‚ÄúEsto, desde un punto de vista tecnol√≥gico, ya era v√°lido hace mucho tiempo. El mayor costo de una llamada telef√≥nica est√° asociado a la red de acceso (la red que comunica al aparato telef√≥nico con la central telef√≥nica que lo atiende), mientras que el costo asociado al transporte de la informaci√≥n por las redes troncales es s√≥lo del orden del 5% o menos. Esto se debe a que hay econom√≠as de escala cuando se transporta una gran cantidad de informaci√≥n sobre las troncales, tanto en equipos como en los canales f√≠sicos (fibra √≥ptica y/o microondas)‚ÄĚ, explica.

Adem√°s, el experto adelanta que ‚Äútodos los n√ļmeros telef√≥nicos ser√°n de 9 d√≠gitos, una situaci√≥n que, dicho sea de paso, ya se vive hoy cuando se llama entre dos tel√©fonos fijos que pertenecen a diferentes √°reas, o cuando se llama a un n√ļmero de un tel√©fono fijo desde un celular o viceversa‚ÄĚ.

El Dr. Grote dice que ‚Äúcomo recordar n√ļmeros largos no es c√≥modo, los usuarios ya “mapean‚ÄĚ los n√ļmeros en sus aparatos celulares al asociarlos a los nombres. Cuando quieren llamar a un amigo suelen identificar el n√ļmero por el nombre y no por el n√ļmero. En ese sentido el problema de recordar n√ļmeros largos ya estar√≠a resuelto‚ÄĚ.

Seg√ļn Walter Grote, ‚Äúun aspecto adicional que a√ļn requiere discusi√≥n es el cobro de acceso a llamadas a celulares desde un tel√©fono fijo. Si el n√ļmero es portable, un usuario podr√≠a cambiar de tel√©fono fijo a celular o viceversa, manteniendo el n√ļmero. Pero si la persona que llama no sabe que est√° llamando a un dispositivo m√≥vil ¬ŅPor qu√© habr√≠a de pagar adicionalmente por el acceso a una red celular?‚ÄĚ.

El profesor a√Īade que ‚Äúespec√≠ficamente, la Resoluci√≥n N¬į 340 de la Subsecretar√≠a de Telecomunicaciones establece que la portabilidad num√©rica se aplica a la telefon√≠a del mismo tipo, es decir, se resuelve esta dificultad relacionada con el hecho de que los costos de la red de acceso son diferentes para telefon√≠a fija y m√≥vil‚ÄĚ.

Tendencias Ahora