¡Mujer, deja de cabecearte esperando que el hombre que tienes a tu lado sea otro de la noche a la mañana!. Y es que hay cosas que ellas y ellos ven en forma totalmente distinta, pero sin que eso los transforme en seres incompatibles.

Imagen: Reflexiones Diarias

Imagen: Reflexiones Diarias

Así que antes que te vuelvas momia deseando que él se conecte con tu lado femenino, hecha un vistazo a este listado de la revista española Nosotras, donde se indican las 10 cosas que nunca se deben esperar del género masculino.

1. Que renuncie al fútbol: Ahora que estamos en ambiente mundialero te habrás dado cuenta que el fútbol es muy importante para la mayoría de ellos. Por eso, no esperes que mientras ve un partido de su equipo favorito sea cariñoso o te preste atención, mejor aprovecha de hacer algo divertido y pasarlo bien sin él.

2. Que tome la iniciativa en una discusión: En lugar de enojarte porque él no quiere discutir, alégrate. Pues es mejor evitar peleas que no llevan a nada y disfrutar de la vida en pareja.

3. Que comprenda el Síndrome Pre-menstrual: Ante el desiquilibrio hormonal que generan los días previos a la menstruación, muchas mujeres se ponen irritables, sensibles o tienen drásticos cambios de humor. Lo más sano no es que te desquites con él, recuerda que a ti tampoco te gustaría que él se pusiera pesado contigo cuando pierde su equipo o tiene un mal día laboral.

4. Que siempre esté dispuesto a tener sexo: El mito de que ellos siempre quieren es falso. Es normal que a veces no tengan ganas y eso no significa que la persona deje de querer o ya no le guste su pareja.

5. Que recuerde fechas importantes: Como ya sabes, para la mayoría de los hombres resulta casi imposible recordar cuando cumple otro mes o año junto a su novia y otras fechas claves. Por ello, lo mejor es recordarle usando tácticas como pegar post-it por toda la casa o diciéndole sutilmente lo que se viene.

6. Que sea como alguien más: Compararlo con el ex, el padre, el hermano, un amigo o cualquier otra persona, simplemente es un error. Conductas cómo éstas sólo bajan el autoestima del otro (sea hombre o mujer), ya que nadie quiere que lo reprochen todo el tiempo y le restrieguen en la cara que existen otras personas más virtuosas.

7. Que sea responsable por tu felicidad: Los únicos responsables de nuestra felicidad somos nosotros mismos. No podemos esperar que el otro haga cosas para hacernos feliz y si ya no lo somos, es mejor replantearse la relación en lugar de culpar a quien tienes a tu lado.

8. Que se sensibilice con los problemas de tus amigas: Si le pides opinión sobre algún lío que tuvo alguna de tus compinches, no te enojes si no tiene mucho que decir al respecto. Ellos son más simples y no les dan muchas vueltas a las cosas, menos si implican a personas no tan cercanas.

9. Que adivine lo que te pasa: Lo mejor es ser directa con los hombres. Si te molesta algo, díselo y no esperes que adivine lo que te sucede. Ellos no son tan intuitivos como el género femenino.

10. Que cambie: Si lo conociste casero no esperes que se vuelva adicto a las fiestas de un día para otro o viceversa. Acéptalo tal como es. Si querías que fuera distinto, entonces te hubieses fijado en otra persona diferente a él.