temas del día

Sociedad


¿Ir o no ir? Los mejores y peores lugares del mundo para el turismo LGTB

torbakhopper (cc) | Flickr
Publicado por
Envíanos tu corrección

El turismo homosexual o turismo LGBT es una modalidad que en los últimos años varias agencias de viajes han adoptado con el objetivo de ofrecer paquetes exclusivos a quienes deseen vacacionar en lugares seguros y abiertos a la diversidad sexual.

Si bien la orientación sexual no debería ser un condicionante para visitar o no un país del mundo, la realidad es otra, puesto que existen naciones donde ser homosexual o transexual es ilegal y, por ende, la comunidad LGBT de esas zonas son víctimas constantes de la homofobia.

Si bien quienes toman estas ofertas pueden ser abiertos en cuanto a su orientación sexual y/o identidad de género, lo cierto es que suelen ser reservados a la hora de viajar, básicamente por una cuestión de seguridad personal, ya que en espacios abiertos pueden ser objeto de discriminación. De hecho, un simple abrazo o un beso entre dos hombres o dos mujeres, puede constituir un delito grave e incluso ser penado con cárcel en algunos países.

Es en este contexto que diversas agencias y aerolíneas han optado por preparar ofertas y orientar a los viajeros sobre los destinos más abiertos e inclusivos, donde también existen hoteles y residenciales dirigidas exclusivamente a este público.

En cuanto a la aceptación social de la homosexualidad, claramente la delantera la lleva Europa occidental, seguido por Estados Unidos, y más atrás se suman países de América latina y El Caribe. Brasil y Argentina, destacan en las listas internacionales como los destinos turísticos del cono sur más amigables con la diversidad sexual.

Cabe señalar que en ambos países el matrimonio entre personas del mismo sexo se encuentra legalizado. En Brasil desde el 2013 y en Argentina desde el 2010. En este último, también se aprobó la Ley de Identidad de Género en 2011.

Donde sí ir

Para definir las ciudades más amigables e inclusivas con la diversidad sexual es necesario tener en cuenta, además de los atractivos turísticos y la oferta de hoteles, bares y otras actividades, el que puedas andar tranquilo, con una pareja por ejemplo, y tener demostraciones de afecto sin miedo a ser “apuntado con el dedo” o víctima de discriminación.

Algunos de estos lugares son:

1.- San Francisco, Estados Unidos:

Esta ciudad es, por excelencia, la más abierta con la diversidad sexual. De hecho, el barrio Castro (el barrio gay más grande de Norteamérica) y Soma son paradero obligado de quienes visitan la ciudad.
No olvidemos que fue en las calles de San Francisco que se libró una de las luchas más importantes por el reconocimiento de los derechos de la comunidad homosexual, encabezada por el fallecido activista y político Harvey Milk.

davidseibold (cc) | VisualHunt

2.- Mykonos, Grecia

Mykonos es una de las islas griegas conocida como la “meca” del turismo LGBT, puesto que cuenta con una amplia oferta dirigida exclusivamente a este público. Decenas de bares, y discos gay, más una amplia variedad de hoteles “gay friendly”, hacen de Mykonos uno de los destinos paradisíacos más amables con la diversidad sexual.

Cabe señalar que las playas Agrari y Elia, son las favoritas de los viajeros gays, y en cuanto a la vida nocturna, los íconos de la isla son Castro Gay Bar y Montparnasse Gay Bar.

neckebrock (cc) | Flickr

3.- Florianópolis, Brasil

Si bien en varias ciudades de Brasil la homosexualidad es socialmente aceptada, existe una localidad ubicada al sur de ese país, que se caracteriza por su trato integrador: Florianópolis.

Tanto así que el año pasado lanzaron la “Guía Gay Floripa”, la que incluye una amplia oferta de tiendas, bares, galerías orientadas a este tipo de público. Los principales atractivos están en el centro de la ciudad.

La playa Mole, es una de las más frecuentadas por la comunidad homosexual, y se uubica al este de Florianópolis. Su vecina, la playa de la Galheta, es nudista, mucho más tranquila, y se ha convertido en un referente para la comunidad gay que visita esa zona.

justinknabb (cc) | Flickr

4.- Barcelona, España

Si bien España es conocida como uno de los países más amistosos con la comunidad LGBT, lo cierto es que no todas las ciudades comparten esta visión, por lo que si hay que señalar la más inclusiva y diversa, sin dudas es Barcelona.

San Sebastián, Nova Mar Bella y Barceloneta, son tres zonas obligadas para este tipo de visitantes. Así como también el barrio GayEixample. La oferta de centros nocturnos, hoteles, galerías y discoteques es amplia y se concentran a pocas calles del centro de la ciudad.

Sitges, es una localidad costera que ha alcanzado una gran popularidad entre el público homosexual, y en ese sector también se pueden encontrar playas nudistas y menos concurridas.

Jorge Franganillo (cc) | Flickr

5.- Buenos Aires, Argentina

De acuerdo a la web de turismo del New York Times, Frommer’s, Buenos Aires se ha convertido en “un importante destino del turismo gay en Latinoamérica”.

Festivales de cine LGBT, shows de Tango queer, bares gay, exposiciones, restaurantes y hoteles “gay friendly”, son parte de la oferta de Buenos Aires relacionada con la diversidad sexual. Las fiestas “Rheo” o discos como “Amerika”, una de las más grandes en su estilo en Latinoamérica, son paradero obligado de quienes visitan por primera vez la capital trasandina.

También hay hoteles exclusivos para parejas homosexuales, puesto que como en ese país existe el matrimonio igualitario, son muchas las parejas que viajan hasta Buenos Aires para casarse y disfrutar una luna de miel en la misma ciudad.

Recoleta, Palermo y San Telmo, son los barrios preferidos por los turistas para descansar y caminar sin miedo a ser discriminados.

soyalexreyes (cc) | Flickr

Donde no ir

Hace un par de años la Confederación Española LGBT (Colegas) inició una campaña para advertir a turistas y agencias sobre destinos que si bien no son cien por ciento turísticos, sí pueden llamar la atención de algunos viajeros, y en los que hay que tener especial cuidado.

No se trata de una prohibición, pero estos países se caracterizan por el “odio y la discriminación” hacia la población homosexual, por lo que si viajas con con una pareja, por ejemplo, debes tener en cuenta que un simple gesto afectivo puede costarte caro.

Esta agrupación elaboró un listado de “22 países homófobos no recomendados que en los últimos años han castigado duramente la diversidad sexual”, y la campaña que iniciaron recibió el nombre de “Don’t go there” (No vayas allí).
Viajar a un país donde por el simple hecho de amar a una persona de tu mismo sexo las autoridades te puedan multar, maltratar o matar, es un riesgo que sería estúpido correr”, señala en la página, Javier Checa, coordinador de turismo LGBT de Colegas. “Además, las alternativas y las opciones que por otro lado son atractivas para el turismo LGBT son cada vez más numerosas, y es preferible elegir un país tolerante en Europa o América para nuestras vacaciones que uno en el que podamos acabar entre rejas”, agregó.

De los 22 países, los 10 más peligrosos son:

Arabia Saudita: La homosexualidad es penada con cárcel, multas, palizas, ingreso en instituciones mentales, amputación o ejecución pública.

Egipto: Detenciones y encarcelamiento para homosexuales.

Emiratos Árabes Unidos: Cárcel, multas, deportación para extranjeros.

Ghana: La organización señala que grupos organizados arman redadas y “cacerías” para violentar o asesinar homosexuales.

India: Este país re-criminalizó la homosexualidad en 2013. Solo cuatro años después de que fuera legalizada.

Irán: Es difícil de creer pero la policía, junto a grupos de ciudadanos, organizan “redadas del terror”, para “limpiar las calles y ciudades de seres malvados y criminales”, entre los que están los homosexuales.

Nigeria: La homosexualidad se castiga con latigazos para hombres solteros, y con prisión o la pena de muerte para casados. También están prohibidas las relaciones de amistad o comerciales con homosexuales.

Rusia: En 2013 prohibió cualquier tipo de manifestación pública de la diversidad sexual con la ley “anti propaganda gay”. Desde entonces aumentaron los grupos neonazis y, por ende, los ataques violentos a la población LGBT.

Uganda: A principios de 2014 instauró una ley que condena con cadena perpetua la homosexualidad. La violencia contra las personas LGBT ha aumentado en los últimos meses.

Zimbabwe: El colectivo LGBT es perseguido. El parlamento del país estudia aprobar una ley similar a la ugandesa.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados