elecciones 2017

Sigue aquí las proyecciones de Radio Bío Bío

Nacional


Suprema ordena a clínica pagar millonaria indemnización por no detectar enfermedad en bebé

Archivo | Agencia UNO
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

La Corte Suprema condenó a la Clínica Presbisteriana Madre e Hijo a pagar una millonaria indemnización al grupo familiar de un niño, a quien no se le detectó una alteración metabólica al momento de nacer, sino que dos años y ocho meses después. El monto se aproxima a los 200.000.000 de pesos.

Según informó el Poder Judicial, en fallo unánime, la Primera Sala acogió el recurso presentado en contra de la sentencia dictada por la Corte de Apelaciones de Santiago, que acogió la demanda presentada por la familia del menor, sólo en lo relativo al cálculo del daño emergente provocado.

La sentencia del máximo tribunal confirmó la responsabilidad de la clínica por no diagnosticar que el recién nacido era portador de fenilquetonuria, desorden metabólico que se detecta a través de un examen o screening que se debe practicar a todo recién nacido en el país.

Asimismo, estableció que hubo un incumplimiento de contrato, el cual obligaba a la clínica a prestar todos los servicios médicos y diagnósticos necesarios para detectar el real estado de salud del recién nacido.

“En otro aspecto, estando asentado que el error en que incurrió la recurrente impidió un tratamiento adecuado a la patología que presenta el menor y que ella fue detectada sólo a sus dos años y ocho meses de vida, cuando ya presentaba un retraso en su desarrollo sicomotor y un trastorno conductual y, asimismo, habiéndose establecido que el compromiso cognitivo y conductual derivado de su estado es irreversible y que sólo puede ser atenuado con una atención especializada”, sostuvo.

Es así como se acreditó el daño causado, por lo que surge la necesidad de resarcimiento a la familia afectada, atribuyendo dicho perjuicio a la entidad de salud.

El tribunal determinó que el tratamiento se podría extender hasta los 24 años del niño, siempre ligado a las expectativas de vida que tenga.

En ese orden de ideas,el máximo tribunal ordenó a pagar: $40.000.000 al menor; $20.000.000 a cada padre y a hermano; más $357.310, por daño emergente, y $92.728.000 por daño emergente futuro.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados