¿encontraste un error?
avísanos

Lo peor que puede hacer un hombre en la intimidad, según las mujeres

0VISITAS
Tina Franklin (CC) Flickr

Publicado por

Un estudio reciente publicado en la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, dio luces de qué es lo peor que puede hacer un hombre en la intimidad, según muchas mujeres.

El informe sobre salud sexual exploró cómo se sienten los hombres después de sentir que sus parejas disfrutaron el encuentro sexual y reveló cómo los hombres pueden arruinar un gran momento con una mujer al inflar su propio ego.

De acuerdo a la investigación muchos hombres basan su propia masculinidad en lo bueno que son en la cama.

Y en este sentido, no sorprende que algunos hombres puedan estropear las cosas alardeando sobre su rendimiento en la cama o adjudicándose por completo el orgasmo de una mujer, después del sexo.

Durante el sondeo, se entrevistó a más de 800 hombres, a quienes se les consultó por sus hábitos sexuales, y cuán masculinos se sentían después de un placentero encuentro sexual.

Tras esto, se determinó que los hombres que se preocupaban más por su “masculinidad” son más propensos a basar su autoestima en su rendimiento en la intimidad.

El problema es que este impulso egocéntrico que sienten algunos hombres después de un satisfactorio encuentro, suele desmotivar a las mujeres, ya que la jactancia sexual es un gran “matapasiones” para muchas chicas, consignó el portal New York Post.

Marina Aguiar CC Flickr
Marina Aguiar CC Flickr

Otros errores comunes

Pero èste no es el único error que los hombres suelen cometer en la intimidad. A continuación te contamos algunas otras ideas distorsionadas al respecto que pueden desmotivar a algunas chicas.

Creer que enviarle fotos de sus partes íntimas la excita

A diferencia de los hombres que se estimulan más con fotos de las partes íntimas femeninas, a las mujeres no suele sucederle lo mismo. “La mujer prefiere recrear algo, a que se lo presenten en bandeja. Es muy probable que nos excite más ver a nuestro actor favorito vestido de Armani que tal y como Dios lo trajo al mundo”, explicó la fotógrafa erótica barcelonesa, Sarah Pain, al diario El País.

Hacer que una relación sexual dure una eternidad

Un estudio realizado por los investigadores Eric Corty y Jenay Guardiani, de la Universidad Estatal de Pensilvania o Penn State, concluyeron que una relación sexual placentera -sin contar el juego previo- dura entre entre 7 y 13 minutos.

Las relaciones sexuales demasiado largas en realidad son agobiantes, ya que el nivel de excitación comienza a disminuir junto con la lubricación, dejando de ser placentera.

Ir directo a los genitales femeninos

Como a muchos hombres les gusta ser estimulados directamente en los genitales, sin preámbulos, creen que las mujeres desean lo mismo.

La experta en sexualidad, Odette Freundlich, explicó hace un tiempo a BioBioChile que es bueno que exista el juego previo, ya que sin él una mujer podría no tener una adecuada lubricación natural, lo que puede causar dolor en la relación sexual, y ver disminuida la sensibilidad de su piel. La solución es simple, dedicar al menos 20 minutos al juego previo y ser creativo. Esto puede implicar masajes y caricias. También puede incluir decirle algo muy sensual o tener una cita romántica, sugiere Malone.

Pensar que el orgasmo es lo más importante

Christine Milrod, investigadora sexual, terapeuta y autora de libros de sexualidad, explica a la revista Men’s Journal que “quizás gracias a los medios de comunicación masivos y la pornografía, los orgasmos son vistos como la finalidad de todo”.

“Si bien es bueno querer darle a tu pareja ese placer, obsesionarte con el orgasmo no es una decisión inteligente. Este error es el que más a menudo conduce a la ansiedad por el rendimiento sexual e incluso puede desencadenar disfunción eréctil en hombres jóvenes sanos físicamente”, añade

Además, esto también puede presionar a tu pareja a llegar al orgasmo. Como solución, Milrod sugiere que dejes que tu cerebro se apague, dejes de juzgar y sólo te dejes llevar en el sexo.

Ser muy serio

Muchas personas olvidan que el sexo es algo divertido. Si estamos demasiado enfocados en lo que estamos haciendo, en cómo nos vemos, o lo que debemos hacer a continuación, el momento no será tan placentero. Todos los expertos coinciden en que en el sexo necesitas relajarte.

Debes soltarte tanto física como mentalmente. “La gente se olvida de reír. El sexo es divertido y gracioso. Está bien reírse cuando hay ruidos extraños, tu perro salta sobre la cama, o alguien se cae de la cama”, dice la sexóloga Shanna Katz.

No hablarle

Los expertos coinciden en que la intimidad siempre mejora si hay una buena comunicación. “Incluso si se trata de un encuentro corto, debes ser capaz de tener un cierto nivel de comunicación a fin de que ambos se sientan satisfechos”, dice Katz.

Los especialistas recomiendan que la comunicación sea una prioridad. Eric Marlowe Garrison, sexólogo clínico, dice que las personas deben comunicarse antes, durante y después del sexo. Durante el acto sexual, pequeños consejos como “mover hacia la izquierda” o “parar” pueden ser útiles. Antes del sexo, Garrison sugiere hablar de lo que no te gusta tanto, lo que te gusta más, y lo que la otra persona hace que te encanta.

Acariciarla sólo en la cama

Diana Resnicoff, psicóloga y sexóloga clínica argentina señala al diario Clarín que “si bien todos los varones han escuchado sobre la importancia de las caricias previas, algunos ignoran que éstas empiezan mucho antes de entrar a la habitación”.

“Para sentirse sexualemente dispuesta, una mujer necesita sentirse cortejada y seducida, necesita que su pareja le demuestre cariño, y no la bese y abrace únicamente cuando busca un encuentro sexual”.

Esto quiere decir que también la abraces, la beses y le digas algo dulce en medio de la cotidianeidad, haznos caso y verás como tu relación y tu vida sexual, mejora.

URL Corta: http://rbb.cl/gcnt