Internacional


Hospital de China es condenado por tratamiento parar "curar la homosexualidad"

ARCHIVO | Agence France-Presse
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Un tribunal condenó a un hospital en China por haber forzado a un paciente gay a recibir un “tratamiento” para “curar” su orientación sexual, en un veredicto elogiado por organizaciones de defensa de la comunidad LGBT.

El hospital psiquiátrico de Zhumadian, en la provincia de Henan (centro), fue condenado el 26 de junio pasado por un tribunal de la misma localidad a disculparse públicamente y a pagar 5.000 yenes (647 euros) al señor Yu, el demandante, por daños y perjuicios, según la copia del veredicto consultada este martes por la Agence France-Presse.

Yu, de 37 años al día de hoy, había sido internado a la fuerza en el establecimiento por su familia en octubre de 2015, poco después de revelarle a su esposa su homosexualidad y pedirle el divorcio, da cuenta el veredicto.

Fue diagnosticado con “problemas de orientación sexual”, dando lugar a un tratamiento médico forzado que pretendía “curarle”, a pesar de haber explícitamente pedido al hospital ser liberado.

Las “terapias de conversión” son consideradas por los expertos como no científicas e ineficaces. Pero incontables clínicas en el gigante asiático continúan proponiéndolas.

China retiró la homosexualidad de su lista de enfermedades mentales en 2001. Pero hombres y mujeres homosexuales siguen siendo el blanco de discriminaciones y de intensas presiones familiares.

Yu relató su calvario a la Agence France-Presse en 2016. Amarrado durante casi 20 días a la cama del hospital, había tenido que tragar un cóctel de píldoras destinadas a “corregir” su orientación sexual. Los empleados hospitalarios amenazaban con golpearlo si rehusaba ingerirlas, explicó en ese entonces en una entrevista.

La justicia confirmó su testimonio: Yu fue “tratado contra su voluntad durante 19 días” con píldoras, incluyendo antidepresivos, e inyecciones, indica el veredicto.

Por su parte, el hospital expuso en la corte que el hombre “presentaba tendencia a la ansiedad y (era) susceptible de representar un peligro para sí mismo”. Argumentos descartados por el tribunal para el cual nada justificaba privar a Yu de su libertad.

“Este veredicto tiene una gran importancia para los homosexuales, quienes no gozan de ninguna protección legal” contra estos tratamientos forzados, indicó a la Agence France Presse, Peng Yanhui, director de la ONG china LGBT Rights Advocacy China.

En un caso similar, en diciembre de 2014, un tribunal pequinés condenó una clínica de Chongqing (sudoeste) por aplicar tratamientos destinados a “curar” la homosexualidad, en un veredicto sin precedentes.

El establecimiento había debido indemnizar a Yang Teng, un joven traumatizado por los electrochoques que habían sido administrados en sus genitales.

Pero a pesar de esta condena, a mediados de 2016 algunas clínicas de Chongqing continuaban usando electrochoques, camisas de fuerza, aislamiento e incluso castraciones químicas, había constatado la Agence France-Presse en una investigación en el lugar.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados