¿encontraste un error?
avísanos

Los cuatro escándalos de combates ’arreglados’ en el mundo de las artes marciales mixtas

Captura
Publicado por

En el mundo de las artes marciales mixtas es muy extraño que se vea un ‘combate arreglado’. Solo hay que ver como quedan los peleadores tras cada enfrentamiento para ver que en este deporte el contacto es ‘tan real como puede ser’.

Sin embargo, en sus inicios, y en especial en Japón, se dieron ciertas acusaciones sobre arreglo de peleas las cuales no llegaron a buen puerto. Con el pasar de los años, y con las declaraciones de sus protagonistas, se han podido entregar más antecedentes sobre tales polémicas.

A continuación, te presentamos cuatro ‘combates arreglados’ o que estuvieron a punto de serlo.

Gary Goodridge

Este peleador de artes marciales mixtas especialista en kickboxing se vio envuelto en una polémica cuando, tras varias peleas en la UFC, decidió cambiarse al PRIDE Fighting Championships (una organización de artes marciales mixtas con base en Japón).

En el PRIDE 6 “Big Daddy” debía enfrentarse a Naoya Ogawa, un excampeón olímpico de judo que comenzaba su carrera en el mundo de las artes marciales mixtas.

Antes del combate, el peleador confesó que en los vestuarios un hombre se le acercó y le ofreció 20 mil dólares por dejarse perder. Goodridge se negó rotundamente a recibir el dinero, relató en su autobiografía titulada ‘Gatekeeper’.

“No quería ser parte de ello. No quería el estigma que se le atribuye a eso”, dijo.

Pese a hacer lo correcto, el peleador no pudo con Ogawa y terminó cayendo en el segundo round.

Gary Goodridge

Quinton ‘Rampage’ Jackson

Este conocido y polémico peleador de artes marciales mixtas, que actualmente se desempeña en Bellator, relató una turbia situación que le sucedió el 2001, cuando participó del PRIDE 15.

Jackson debía enfrentarse a Kazushi Sakuraba, y en la previa del combate intentaron sobornarlo para que se dejara perder.

El 2007, el actor lanzó la siguiente frase en conversación con MMA Today: “Nunca he sido la clase de sujeto que perdería por dinero”.

“No hago eso, pero me dijeron, ‘Si ganas esta pelea, recibirás $10,000’. Pero (luego) me dijeron, ‘Si pierdes por nocaut o sumisión y no tapeas, entonces recibirás $12,000′”, confesó.

“Yo respondí, ¿Y qué pasa si yo lo noqueo? Y ellos dijeron, ‘Entonces tendrás $10,000’. Ahí entendí qué estaba sucediendo. Esa fue mi primera vez peleando en un gran show en Japón, y entendí que a veces quieren que el otro sujeto gane”, cerró.

Scott Kane | Agence France Presse
Scott Kane | Agence France Presse

Guy Mezger

Nuevamente PRIDE en el ojo del huracán. El excampeón de peso ligero de la UFC, Guy Mezger, entregó pistas de como los oficiales de la organización influían en el desenlace de los combates.

“Querían que hiciera ciertas cosas que simplemente no son algo que yo vaya a hacer”, dijo Mezger el 2008. “Eso va en contra de mi código moral, y creo que eso los molestó”, deslizó.

“Querían que fuera creativo con algunos de los sujetos con los que peleé. Deseaban un resultado distinto para el combate, y cuando me rehusé… Empezaron a hablar del tema y yo estaba como, ‘Chicos, sé a dónde vamos con esto. Antes de que digan algo, no voy a hacerlo"”, agregó.

De ahí en adelante el peleador supo que PRIDE no sería nada de fácil, sobretodo con los jueces en su contra. De hecho, perdió varios combates por decisión dividida de manera injusta.

Leo Kuntz vs Tae Hyun Bang

Leo Kuntz y Tae Hyun Bang se iban a enfrentar en el UFC Fight Night 79, el 2015 en Corea del Sur.

Horas antes del encuentro ocurrió algo insólito. Y es que Bang era el gran favorito para este combate, sin embargo, las líneas de apuestas enloquecieron, volcando la situación y dando como favorito a Kuntz.

La gente comenzó a apostar grandes cantidades a favor de Kuntz. Al notar esta irregularidad, los oficiales del UFC decidieron interrogar a cada peleador, pero no encontraron sospechas de un posible arreglo.

El combate se desarrolló y dio como ganador a Bang por decisión dividida. Horas después, el pelador le confesó a la policía que había aceptado perder el encuentro tras recibir amenazas de unos cabecillas de pandillas en su natal China, quienes habían apostado $1,7 millones de dólares a favor del triunfo de Kuntz.

Bang confesó que recibió $87,000, de los cuales apostó $43,000 a favor de Kuntz.

Al ser interrogado por los oficiales de la UFC, el peleador decidió cambiar de parecer y pelear para ganar el combate.

URL Corta: http://rbb.cl/imkj

Tendencias Ahora

Comentarios

ADLP