¿encontraste un error?
avísanos

Para deleitarse: la selección de los mejores penales atajados por Bravo con La Roja

FRANCK FIFE | Agence France-Presse
Publicado por

No importa los problemas que tenga en el Manchester City, ni las molestas lesiones que se presenten a última hora. Claudio Bravo, nuestro capitán, siempre estará al 1000% ara darlo todo por la selección.

Argentina lo vivió en carne propia en dos oportunidades. En aquella épica tarde del sábado 4 de julio de 2015, y ni hablar del año siguiente en Estados Unidos, cuando en ese 26 de junio volvió a recordarle a los trasandinos que su espíritu y su amor por La Roja estaban más bravos que nunca.

Hasta Ronaldinho sufrió con el portero, cuando en el nacional le dijo que no al astro del fútbol mundial.

Cuando el mundo pensaba que ya estaba todo dicho, el capitán del ‘equipo de todos’ volvió a demostrar su inmensa calidad y garra ante nada más ni nada menos que Portugal, el campeón de Europa.

Tres penales tapados de manera consecutiva hicieron de este hombre un héroe nacional y foco de atención del planeta fútbol. Y no es para menos, ya que estas acciones clasificaron a Chile a la final de la Copa Confederaciones en su primera participación histórica.

En la antesala de esta trascendental definición, te invitamos a repasar las mejores tapadas, vía penal, de Claudio Bravo al mando de La Roja.

Claudio Bravo vs Ronaldinho

10 de septiembre de 2008. Minuto 35 de partido y Brasil derrotaba 1-0 a Chile en un encuentro válido por séptima fecha de las clasificatorias rumbo a Sudáfrica 2010.

Un penal a favor de los brasileños complicaba las cosas, más aún si frente al balón se paraba el en ese entonces jugador del Milan. ‘Dinho’ se ubicó frente al esférico y calibró su disparo hacia la derecha. Bravo voló hacia esa dirección y contuvo el remate. Euforia en todo el Estadio Nacional.

Ese tapadón le dio una pequeña luz de esperanza a la selección, sin embargo, no le duraría para mucho, ya que los dirigidos en ese entonces por Marcelo Bielsa terminaron cayendo 3-0 con goles de Luis Fabiano y Robinho.

La triste tarde ante Brasil

De la mano de Jorge Sampaoli La Roja llegaba al Mundial de Brasil 2014 con el claro objetivo de hacer un mejor papel que en 2010. En su debut derrotaron a Australia por 3-1, en su segundo encuentro eliminaron al campeón vigente del mundo, España, por 2-0, y en el cierre del Grupo B cayeron por 2-0 ante Holanda.

Con 6 puntos el ‘equipo de todos’ clasificó a octavos de final y en la definición se toparon una vez más con su bestia negra: Brasil.

En los 90 minutos igualaron 0-0, y en el alargue Mauricio Pinilla pudo cerrar el partido, pero un disparo en el palo dejó las cosas tal cual.

Como ambas escuadras no se hicieron daño en la prórroga la cosa se tuvo que alargar hasta los lanzamientos penales.

Mauricio Pinilla y Alexis Sánchez fallaron. Entonces, Claudio Bravo apareció para mostrar su enorme talento para tapar penales. Le atajó uno a Hulk, y sumado el desvió de Willian no le alcanzó para vencer a los dueños de casa.

Copa América 2015

Tras el inmenso dolor de Brasil, la selección le prometió a todo Chile que la Copa América se quedaría en casa. Tenían claro los objetivos y comenzaron el torneo golpeando fuerte.

Derrotaron por 2-0 en el debut a Ecuador, igualaron 3-3 ante los mexicanos y golearon en su tercer partido a Bolivia por 5-0. En cuartos de final derrotaron a Uruguay por la cuenta mínima, y en semifinales se impusieron a Perú por 2-1.

La final estaba servida. Sin embargo, la definición no sería nada de fácil, ya que al frente estaba Argentina con Lionel Messi a la cabeza.

En los 90 minutos ambas escuadras igualaron 0-0. En el alargue la cosa siguió igual y tal como en Brasil el partido se definiría en penales.

Ahí apareció una vez más la figura imponente de Claudio Bravo. El meta nacional le tapó un penal a Ever Banega y le dejó en bandeja el título a La Roja. Alexis Sánchez era el encargado de definir todo, y con una categoría que solo poseen los grandes anotó para Chile. Campeonato para el ‘equipo de todos’ y Bravo figura.

Se repite el plato en Estados Unidos

Un año después, en Estados Unidos, La Roja volvería a campeonar y Argentina nuevamente sería la víctima.

La Copa América Centenario fue escenario de un Chile más maduro y de más rodaje. En su debut cayó 2-1 ante Argentina, luego derrotó 2-1 a Bolivia y en su tercer partido se impuso ante Panamá por 4-2.

En cuartos de final aplastaron a México por 7-0 y en semis vencieron 2-1 a Colombia. La final estaba a la vuelta de la esquina, y con el mismo rival del año pasado: Argentina.

La historia parecía repetirse, aunque aún faltaba un capítulo más que escribir. Cuento repetido, igualdad 0-0 en los 90′ y en la prórroga no ocurre nada, así que se vienen los penales.

De partida Arturo Vidal falla y por el otro lado Lionel Messi también erra. Las cosas quedan igualadas y comienza lo bueno.

Bravo se luce al taparte un disparo a Lucas Biglia y le deja la responsabilidad a Francisco Silva. El ‘gato’ no falla y es un nuevo título para La Roja. El capitán, un monstruo.

‘Luisito’ Suárez

Noviembre de 2016 y La Roja se medía ante Uruguay por las clasificatorias rumbo a Rusia 2018. La cosa iba 3-1 a favor de los nacionales, y cuando no quedaba nada un penal de Bravo hacía poner color de hormiga las cosas.

El capitán pidió tranquilidad y se dirigió hacia su arco para corregir su error. Al frente estaba Luis Suárez, delantero del Barcelona. Nada de eso importó, y el nacional apareció para decirle que no al ‘pistolero’. Una más de este gigante chileno.

Copa Confederaciones

Historia reciente. La Roja llegó hasta Rusia para seguir agrandando más el nombre de nuestro país. Clasificó a semifinales y no le tembló la mano para eliminar al campeón europeo Portugal, que de la mano de Cristiano Ronaldo nada pudo hacer ante la garra nacional.

Como si fuera marca registrada, el ‘equipo de todos’ igualó 0-0 en los 90 minutos, en la prórroga todo siguió igual y se vinieron los penales.

Los portugueses no sabían que este Chile ya estaba curtido en este tipo de definiciones, y la presión se transformaba en experiencia y tranquilidad.

Arturo Vidal dio el primer golpe y los otros tres vinieron de los guantes de Bravo. El capitán de La Roja le tapó el primer lanzamiento a Quaresma, el segundo a Moutinho y el tercero a Nani.

Algarabía en todo Chile y admiración en el mundo para un portero que hoy en día se eleva como uno de los mejores del mundo en su puesto.

URL Corta: http://rbb.cl/h9bb

Tendencias Ahora

Comentarios

ADLP