temas del día

Tecnología


Sebastián Llapur: la voz Latina tras Marcus Fénix, Krusty y Darth Vader

Publicado por
Envíanos tu corrección

Puede sonar ridículo, pero si has visto alguna serie de dibujos animados, ido al cine o jugado un videojuego en español latino en los últimos 15 años, es probable que hayas escuchado la voz del argentino Sebastián Llapur.

Para darles una idea, sus roles más recientes han incluido a Thorin en el Hobbit, el Pato Lucas, Abraham Simpson, Diego en Era del Hielo, Marcus Fenix en Gears of War, Quico en la serie animada del Chavo, Sub-Zero en Mortal Kombat X y Bruce en Buscando a Nemo.

Durante su visita a Concepción para el Expogame 2016, en BioBioChile tuvimos la oportunidad de preguntarle por su trabajo, sus personajes favoritos y los retos más complejos para un actor de voz en el mundo de los videojuegos

¿Cómo te preparas para hacer la voz de un personaje?

“Afortunadamente he hecho muchos personajes conocidos, pero por cuestiones de secreto o para evitar la piratería y las filtraciones, las compañías no nos dan mucho tiempo para prepararnos. En los últimos años se ha comenzado a hacer todo el trabajo en una semana, cuando antes podías disponer de un mes o más para estudiar a un personaje a fondo.

Cuando llego a prepararme al estudio ya tengo una idea en mente y tengo sólo unos minutos para hablar con el director, quien me cuenta un poco de su carácter, motivaciones, lo que hace y el tono de voz que debería usar, y de ahí vamos adaptando todo”.

O sea, sólo le dan una semana como máximo…

“¡En algunos casos mucho menos! Para un personaje como Marcus Fénix en Gears of War me dan unas 3 a 4 jornadas de trabajo, porque necesitan todo listo lo más rápido posible. Normalmente para las películas tenemos algo más de tiempo, pero siempre está dentro de una semana, a menos de que sea un proyecto muy largo que necesite que grabemos una y otra vez”.

Hablando de sus roles, ha hecho la voz de muchos personajes en muchos medios distintos. Thorin, Abe Simpson, Sub-Zero en Mortal Kombat X. Con tantos personajes bajo su cinturón, ¿Cuál es su favorito a la fecha?

“En realidad tengo varios, pero entre ellos esta el Tiburón Bruce de Buscando a Nemo, Marcus Fénix por supuesto, el Pato Lucas, Diego en la Era del Hielo. Estos son personajes que me gustan y me divierten mucho, y por sobre todo el amor que les tiene el público. Quico también es una de mis voces más queridas y es muy lindo y reconfortante.

Bruce el Tiburón, uno de los personajes favoritos de Sebastian
Bruce el Tiburón, uno de los personajes favoritos de Sebastián

¿Hay una diferencia muy grande entre hacer la voz de un personaje para una película y para un videojuego?

“Es bastante diferente como mencionas. Pasa más que nada por el proceso en el que hacemos las cosas, y los que nos piden hacer. Los personajes de un videojuego muchas veces tienen que no sólo leer líneas sino también hacer sonidos de dolor y cosas de ese estilo. También no tenemos imágenes o cinemáticas como se hace con series de televisión o películas. Nos entregan las líneas y la voz del actor original en inglés y sería. Entonces termina requiriendo un nivel de concentración mucho más alto”.

Hablando de esto, uno de los personajes más famosos que usted tomó hace poco es Darth Vader, quien ya está confirmado como un personaje en la próxima precuela de Star Wars. ¿Que nos puede decir sobre ese proyecto?

-Sebastian se ríe un poco- “No, lamentablemente no puedo decir nada sobre el tema. El hermetismo es muy grande para esta película, y bueno, los materiales vienen muy protegidos al punto de que no siempre sabemos que es lo que está pasando dentro de la película, yo sólo sé mis lineas personalmente.

Igual como todos saben es una precuela al episodio 4, así que es un proyecto parte-aguas en ese sentido”.

¿Existe mucha presión para hacer un personaje como Darth Vader, que ha tenido décadas de exposición al público y que significa tanto para los fans?

“Yo no lo llamaría presión, sino que es una responsabilidad grande. Como actor, el tener la posibilidad de brindarle la voz a un personaje que es el villano más conocido del cine moderno, bueno, sin duda es algo tenso y se tiene un deber de darle todo al proyecto en conjunto con los directores para hacer que todo salga bien.

Yo he estado preparándome por mucho tiempo, estudiando la voz de James Earl Jones y mis colegas latinos que han hecho su doblaje anteriormente, y siempre por supuesto darle un poco de personalidad propia, una voz distintiva que sea propia de mi trabajo”.

Darth Vader, uno de sus roles más recientes
Darth Vader, uno de sus roles más recientes

¿Cómo hace para darle una voz tan diferente a cada personaje? Marcus Fénix, por ejemplo tiene una voz mucho más potente y dura en comparación a otros personajes suyos como Abraham Simpson, que es mucho más caricaturesco y relajado

“Claro, por un lado tienes un anciano y al otro un soldado, o también la voz de Quico que es un niño. Lo que pasa es que a mi me gusta mucho el trabajo versátil, es para lo que me he preparado todo este tiempo. Hay algunos actores que se acostumbran a sólo utilizar su voz normal durante toda su carrera, siempre es la misma y se reconoce con mucha facilidad, pero a mi me atrae más jugar con mi voz para esto, a diferencia quizás de los trabajos que hacía antes en locución donde siempre se espera una voz más neutra.

Yo aprovecho siempre de experimentar, hacer voces diversas y divertirme con mi trabajo. Es una especie de esquizofrenia casi, hacer todo de la manera que tengo, pero es una dinámica profesional necesaria. Esos personajes únicos son los que me más me llaman la atención, como lo es Darth Vader o Shere Kahn, Marcus Fénix o el Pato Lucas. Esas voces más gruesas son donde consigo expresarme, porque para mi esto más que trabajo es arte, y como todo artista necesitamos una paleta de colores grande para poder pintar un gran recuadro”.

Hablemos un poco más sobre sus comienzos, ¿Cual fue su desafío más complejo al entrar al mundo del doblaje?

“Al entrar a esto lo que más costó fue romper la barrera de ser un artista de doblaje extranjero. Esta es una industria que se hace en México y como argentino siempre había un estigma por la manera que tenemos de hablar por ahí. Es un acento bastante incompatible con el español que se habla en otros lados y era difícil abrirle la mente a los demás que alguien que tiene un acento tan marcado puede lograr un tono neutro.

El proceso de romper ese prejuicio me costo mucho por sobre todo porque los actores mexicanos se sentían un poco invadidos, por así decirlo, pero bueno, ahora gracias a eso se han abierto muchas puertas”

¿Es muy difícil lograr ese tono neutro que necesitan los doblajes latinos?

“Sabes que no en realidad. El tono neutro para mi tiene más que ver con el oído. Si te preocupas de prestar atención y escuchar bien luego te sale de manera automática en realidad. El tema es que al hacer doblaje tienes más que solo el tono de que preocuparte, porque no es sólo hablar sino que estás actuando, viendo una pantalla para hacer la sincronía con los labios, estás leyendo tus líneas en el libreto y además escuchas el audio en inglés para ir guiando tu trabajo.

A eso sumarle, en el caso mío como argentino, tener que estar peleando con tu acento natural y concentrándote para hacer el tono neutro, termina siendo un desafío. Para un mexicano quizás eso sale más fácil porque el español neutro, en el fondo, es un acento mexicano neutro, que es un actor de ese país neutralizando un poco su acento natural solamente”.

Una de sus voces más famosas, el abuelo Simpson
Una de sus voces más famosas, el abuelo Simpson

En estos momentos en EEUU hay una huelga de actores de voz de videojuegos, justamente porque ellos están pidiendo que se respete más su trabajo y se les pague mejor. ¿Cuál es su opinión ante su protesta, como un colega en el rubro?

“Yo estoy a favor, por supuesto, pero por otro lado me siento un poco extraño porque a los actores de voz estadounidenses se les dan condiciones de trabajo mucho más favorables que a los de doblaje. En Latinoamérica se firman contratos leoninos en los que algunas veces se ceden los derechos de por vida a tu voz y la caracterización que haces, y tener acceso a regalías es muy difícil, pero lamentablemente tiene que ver con el ámbito de ser latinoamericano, ¿no?

Ellos cobran cientos de miles de dólares en comparación con las monedas que conseguimos nosotros, pero tienen razón de que sus condiciones de trabajo, comparado con actores y artistas en otros rubros son muy menospreciados. Igual tiene mucho que ver con una cuestión lógica que es el gran auge que están teniendo los videojuegos como industria. Los márgenes de ganancia son enormes y sería bueno que eso se repartiera de manera más igualitaria entre las personas que participamos en la creación de estos títulos.

Acá estamos hablando de una masa crítica de usuarios muy grande después de todo, con la cantidad de gente que disfruta de ellos a nivel mundial, sobre todo acá en Latinoamérica y con los actores de doblaje que les damos vida a estos personajes”.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados