Nacional


La vida de Rodrigo Avilés a un año de haber sido herido tras la marcha del 21 de mayo

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Fue el pasado 21 de Mayo que Rodrigo Avilés ingresó en extrema gravedad al hospital Carlos van Buren de Valparaíso. Momentos antes fue golpeado con un chorro del carro lanza aguas de Carabineros, provocándole una caída que le causó un TEC grave.

Avilés pasó 18 días en dicho recinto asistencial de la ciudad puerto, donde fue sometido a varias operaciones en su cabeza para quitar la presión intracraneal y mantenerlo con vida. Finalmente fue trasladado hasta el Hospital Clínico de la Universidad Católica y, dado de alta en julio de 2015.

Doce meses han transcurrido desde entonces, en los que su vida se ha centrado en su rehabilitación y en terminar sus estudios de Licenciatura en Literatura, los que se vieron interrumpidos por este amargo acontecimiento en su vida.

En conversación con el diario La Tercera, el padre de Rodrigo, Félix Avilés, relató desde el estado actual de su hijo hasta el proceso de las investigaciones, las cuales siguen en curso.

Según señala el matutino, hoy Rodrigo está en “proceso de rehabilitación física y psicológica fuerte, donde ha avanzado de manera superior a los pronósticos, pues siempre ha estado empecinado en salir adelante”. A esto agregó que “todos los jueves asiste al traumatólogo en el hospital Clínico de la UC, donde ha mostrado avances significativos en su recuperación”, dijo el padre del joven.

Paralelo a ello, Rodrigo está finalizando sus estudios para sacar su título, lo que se vio interrumpido por el accidente sufrido en mayo pasado.

“También, actualmente está terminando su tesis de Licenciatura en Literatura en la Universidad Católica”, relató Félix Avilés.

Crítica a las policías

Inicialmente, Carabineros negó la participación en los hechos, pero un registro audiovisual aclaró que fue el chorro de agua el que causó la caída de Avilés.

En cuanto a las responsabilidades en el accidente sufrido por Rodrigo Avilés, Manuel Noya, quien maniobraba el pitón del carro lanza aguas que golpeó al joven, fue dado de baja de la institución por apartarse del protocolo en el uso del implemento. En tanto, en abril pasado el ex funcionario de Carabineros fue formalizado por el delito de lesiones graves, quedando con arraigo nacional y firma mensual mientras dure la investigación.

Lee también: Carabinero dado de baja pide disculpas a familia de Rodrigo Avilés

A su vez Carabineros también inició una investigación para establecer las responsabilidades de otros funcionarios policiales en el hecho, sin embargo, y pese a los meses que han transcurrido, aún no se han aplicado sanciones adicionales.

Ante ello el padre del joven estudiante quiso hacer una distinción entre la investigación que lleva la Fiscalía y por otro lado lo que ocurre a nivel gubernamental, respecto al actuar de los policías, según consigna La Tercera.

“En lo procesal y penal, no puedo hacer una mayor crítica en cuanto a los tiempos, ya que cumplen con los plazos que se establecen actualmente en nuestro sistema. En ese sentido, la investigación formalizada tiene un plazo de seis meses, donde la fiscalía formalizó al pitonero Manuel Noya, quien debe responder por su actuar personal y asumir su responsabilidad al respecto”.

Por otro lado, Félix Avilés deslizó sus críticas contra el Gobierno y las facultades que se les da a las policías. “El Estado debe asumir también una responsabilidad, en cuanto a las facultades que tiene la policía. En ese sentido, es importante que se revisen los métodos de disuasión de Carabineros, quienes actualmente vulneran los derechos humanos y ciudadanos de las personas que se manifiestan”.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados