Sociedad


Sexomnia: el extraño trastorno que te hace practicar sexo dormido

KaylaKandzorra (CC)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Tener sexo mientras duermes ya no es un mito, sino que es una practica más común de lo que piensas.

Este comportamiento que hace un par de años era considerado inusual, hoy recibe el nombre de sexomnia; trastorno en que las personas tienen relaciones sexuales mientras están completamente dormidas.

En una entrevista otorgada por Matthew Walker, profesor de neurología del Hospital Nacional para Neurología y Neurocirugía en Londres al medio británico BBC, éste señaló que la sexomnia es una patología que forma parte de un trastorno mayor conocido con el nombre de parasomnia, el cual además incluye al sonambulismo, bruxismo y la enuresis nocturna.

Pese a que no existe un número exacto de cuántas personas en el mundo padecen esta patología, un estudio publicado por la American Academy of Sleep Medicine y realizado a más de 800 pacientes en una clínica del sueño de Toronto, arrojó que el 7.6% de las personas que habían sido sometidas a estudios del sueño, reportaron haber iniciado o participado en actividades sexuales mientras dormían.

En tanto el psiquiatra Carlos Schenck, del Centro de Trastornos del Sueño en Minneapolis, Estados Unidos, declaró al medio ABC que el sonambulismo sexual es un problema inquietante para quien lo padece: “es algo molesto, embarazoso y potencialmente serio con el que se debe lidiar”, dijo.

Asimismo, el experto sostuvo al medio estadounidense que esta patología conlleva un gran peligro, ya que puede usarse como la excusa perfecta para una violación. Sin embargo, existen casos de personas que efectivamente tienen este trastorno y pese a estar conscientes de ello no se someten a un tratamiento, ya sea por un desconocimiento o simplemente porque tienen temor a ser juzgados por el resto.

¿Es un problema genético?

Según señala el doctor Juan Pareja, neurólogo de Hospital Universitario Quirón Madrid al medio ABC, el sonambulismo es una patología heredada que se manifiesta en la infancia y tiende a desaparecer en la adolescencia o madurez. Sin embargo, para su desarrollo y permanencia influyen directamente los cuadros de estrés o la privación del sueño presentes en el paciente.

El mismo profesional manifestó que debido a la profundidad del sueño que pueden alcanzar las personas, el sexomne es capaz de tener relaciones dormido y no despertará, ya que su actuar seguirá las mismas pautas que el resto de los sonámbulos. “Se trata de una situación muy habitual en sonámbulos, personas con terrores nocturnos o trastornos de conducta en la fase REM, donde los individuos tienen ciertos comportamientos instintivos que aparecen de manera inapropiada durante el sueño”, declaró el experto.

Del mismo modo, el especialista detalló que una persona sonámbula es capaz de despertar del cuerpo pero no de la mente, situación que deja de manifiesto que durante este instante logre desarrollar actividad motora sin consciencia ni memoria.

paulidin (CC)
paulidin (CC)

De acuerdo a lo anterior, es que esta patología va unida a un estado de amnesia que hace que quien la padece no esté consciente de aquello que hace dormido. Al saber esto, la persona presenta una crisis de angustia importante debido a la sensación de pérdida de control sobre un comportamiento que pertenece a una de sus esferas más íntimas, como también debido a las consecuencias provocadas por su actuar sexual durante el sueño.

En la misma línea, Christian Guilleminault, profesor de psiquiatría y ciencias conductuales de Universidad de Stanford , indicó al medio mexicano Salud 180, que en la mayoría de los casos los pacientes esconden este tipo de comportamiento a los especialistas debido a sentimientos de vergüenza por lo ocasionado.

Para hacer más evidente el problema, el profesional detalló en el mismo medio las siguientes características que presentan las personas con sexomnia.

1. Haber practicado sexo y no recordar dicho encuentro a la mañana siguiente.
2. Realizar ruidos o gemidos de índole sexual y no estar consiente de ello.
3. Padecer graves alteraciones de sueño.
4. Presentar dolores intensos en las zonas genitales sin una razón aparente.
5. Padecer de problemas emocionales o presentar una disminución en el apetito sexual cuando se está despierto.
6. Estimularse violentamente tras haberse quedado dormido.

¿Cómo se logra tratar esta enfermedad?

Para evitar tales episodios nocturnos, primero hay que tener en cuenta una serie de factores que podrían estar desencadenando este tipo de comportamientos inusuales, donde el estilo de vida, la mala alimentación, el consumo de drogas y alcohol más los cambios drásticos en el sueño, podrían ser los peores enemigos de quienes sufren esta patología.

Por lo que, expertos de la Clínica de Trastornos del Sueño de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), sugieren los siguientes tips para dormir de una manera correcta y evitar situaciones complejas.

1. Hazte un ritual para dormir de forma placentera

Si tienes dificultades para conciliar el sueño, puedes realizar ciertas actividades antes de acostarte, por ejemplo tomar un baño de tina con agua caliente que logre relajarte y te permita dormir rápidamente.

2. Pon especial atención a tu alimentación

El tipo de alimentos que consumimos y el horario en que lo hacemos pueden ser claves al momento de irnos a dormir. Por eso, debes tener presente que la última comida del día debe ser liviana para que ésta no provoque malestares una vez que estés acostado.

3. Mantén una rutina de ejercicio físico

Practicar alguna actividad deportiva de forma regular ayuda a las personas a conciliar mejor el sueño. Asimismo, los efectos de esta rutina son mejores si el deporte se practica al comenzar el día.

4. Evita dar vueltas en la cama

Si por las preocupaciones o algún malestar no logras dormir rápidamente, lo recomendable es levantarse y realizar alguna actividad que te dé sueño, entre las que destacan leer o practicar alguna técnica de relajación.

5. No consumas bebidas con un alto porcentaje de cafeína

El consumo desmedido de infusiones, bebidas gaseosas, café o chocolate pueden afectar tu calidad de sueño. Por eso, para tener un descanso reparador si accedes a una de estas bebidas, debes hacerlo cuatro horas antes de ir a la cama.

Quienes sufren de sexomnia suelen tener los mismos síntomas que aquellos que padecen de insomnio: estado de fatiga y depresión. Por eso, los expertos antes mencionados afirman que la patología debe ser tratada con terapias de carácter psicológica, las cuales deben ir acompañadas de respectivos fármacos que logren que el paciente retome su vida normal una vez que se va a dormir, evitando así posibles problemas tras irse a la cama.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados