Nacional


Hernán Büchi y caso SQM: Hay una estrategia para atacar y desprestigiar a los empresarios

ARCHIVO | Rodrigo Sáenz | Agencia UNO
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

El ex ministro de Hacienda durante la dictadura militar de Augusto Pinochet, Hernán Büchi, decidió dejar el país para vivir en Suiza junto a su familia. El motivo de su retiro es la “incerteza jurídica” que ve en Chile, lo que hace que se sienta incómodo.

“He tenido mucha lealtad a Chile, pero tomé la decisión de centrar mis intereses fuera, principalmente porque cuando veo que las leyes se hacen difíciles de cumplir, porque las cambian o las reinterpretan, porque un día son una cosa y otro día son otra y no hay seguridad jurídica, me siento incómodo y me dan ganas de partir”, señaló.

Además, indicó que no se siente a gusto con la manera en que está llevando el Gobierno la actual administración, por enfocarse en “reinventar” la sociedad en vez de hacerlo en el crecimiento. Para Büchi el país está mal, al igual que las reformas.

Las señales de que comenzaba a retirarse se manifestaron con su salida de los directorios de las compañías de seguros Consorcio, SQM, SAAM y la Universidad del Desarrollo. Y no descarta su partida más adelante de Quiñenco y Falabella, pero confirma que se mantendrá en el instituto que fundó en 1990, Libertad y Desarrollo.

“Me siento muy incómodo con la situación que hay en general. Se ha generado una corriente de lo que es políticamente correcto, con la cual yo no coincido en distintos frentes y uno parece como un extraño dando una opinión distinta a lo que es políticamente correcto”, sostuvo en una entrevista con revista Capital.

“De hecho, el martes 12 de abril, la presidenta habló en cadena nacional sobre la reforma a la Constitución. Ése es el punto máximo que demuestra lo que ella piensa. Lo más antidemocrático que existe es el asambleísmo (…) es la voz de los más oportunistas”, recalcó.

Sobre las críticas al modelo de libre mercado, instaurado cuando él era ministro de Hacienda, expresó que le parece legítimo que haya quienes aleguen y discutan, pero que dice que ve el vaso lleno: “Veo la cantidad de cosas nuevas que se han creado que están a disposición de todos”.

“Hay imperfecciones, cosas que se pueden mejorar, pero no veo a las empresas como las culpables. En Chile, las personas que no tenían acceso al crédito eran casi todas. Se democratizó el crédito y ahora, por decir que ciertos casos eran abusos, estamos marcha atrás y muchas personas no tienen el acceso que tenían antes…”, explicó.

Financiamiento irregular de campañas políticas

Desde el punto de vista del Estado de Derecho, a Büchi le parece “incorrecta” la forma en que se están tratando los casos y la “avalancha de querellas”. Cree que los casos han sido de conveniencia política para algunos.

A su vez sostiene que haber involucrado al Servicio de Impuestos Internos en estos “fue el error más grande”. “Hoy Impuestos Internos está en una situación que no corresponde. ¿Por qué unos sí están en la lista y por qué faltan otros? O, ¿por qué a unos los presentó tarde? ¿Para que salgan prescritos? Hoy el SII es una institución que se ha desvirtuado, se ha transformado en un instrumento político”, destacó.

Dice que no cree en el concepto de facturas ideológicamente falsas. “Creo que la factura es un elemento de control tributario. En ninguna parte del código tributario se habla de factura ideológicamente falsa”, aseveró.

Büchi agregó que “Me parece muy bien que políticamente uno no vote por aquéllos que nos engañaron, pero de ahí a transformarlo en una cosa penal, es otra cosa. E incluso voy más allá: dudo si eso genera cohecho”.

En ese sentido, también indicó que a su juicio las filtraciones no pueden existir, que los fiscales no son jueces y sí “parte interesada y con acceso a información que aparentemente pueden filtrar”. “No digo que lo estén haciendo, pero colocan al ‘imputado’ en una situación muy compleja y generan una opinión pública alrededor de él”, señaló.

Soquimich

Hace 23 años Hernán Büchi llegó a ocupar un cargo en el directorio de la minera no metálica, del cual salió este 2016. Reconoce que si no renunció antes fue porque no podía abandonar la empresa cuando ésta pasaba por una crisis, y que su permanencia tuvo un costo personal “enorme”.

Asimismo indicó que desde que se destapó el caso, vio que se estaban tratando de aplicar penas de delitos que no correspondían, “se nos pedía entregar toda la información sin que se nos dijera cuál era el delito”. Era deber de las fiscales decir el delito por el que lo estaban investigando, dijo.

Junto con descartar que conociera de las asesorías que prestaba SQM, el ex candidato presidencial desliza que hay una estrategia para atacar y desprestigiar a ciertos grupos en el marco de la intención de “refundar Chile”. Ahí “obviamente los empresarios tienen que ser no legítimos (…) se les quiere deslegitimar y ahora hay una estrategia para deslegitimar a parte del espectro político”.

Según Büchi esto partió con Penta, “y Velasco fue una vedette en ese sentido… ¿curioso? Justo alguien que podía ser políticamente complicado. Y si ve, hoy pasa lo mismo con Enríquez Ominami… también políticamente complicado”.

Panama Papers

Sobre el escándalo financiero de los Papeles de Panamá, Büchi negó ser accionista de Compton Investment, como se mencionaba en una investigación de Ciper, aunque dice que no encuentra nada de malo que la gente sea accionista de offshore.

Büchi envió un comunicado al portal liderado por la periodista Mónica Gónzalez, asegurando que los correos electrónicos que se expusieron no demuestran que fuera accionista de la sociedad.

Es irónico que se deje de cumplir la ley para investigar gente que, supuestamente, no cumple la ley, porque se tienen que robar los datos o coimear a alguien para hacer la investigación (…) el derecho a la privacidad debe ser una limitante para los gobiernos. Es un derecho básico y no puede romperse si no hay un supuesto, un delito que podría estar infringiendo y un juez tercero que evalúa”, sentenció.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados