Los principales hitos de Kobe Bryant en sus 20 años de carrera en la NBA

  • 0
  • 0
  • 0

Visitas
Publicado por

Anunció su retirada. Kobe Bryant ya juega sus últimos cartuchos en la liga. Ingresó directamente desde la secundaria hasta la NBA, acumula 20 temporadas con Los Angeles Lakers, 5 anillos de campeón en siete presencias en las finales y un sinnúmero de distinciones individuales.

Qué duda cabe. Uno de los grandes de la historia del básquetbol que además fue electo en 17 oportunidades para el juego de las estrellas de la NBA, consagrándose como el MVP del All Stars en cuatro oportunidades (2002, 2007, 2009, 2011).

Es por eso que a continuación revisamos los principales hitos de su carrera.

Originario de Philadephia, Kobe Bean Bryant nace un 23 de agosto de 1978. Con seis años se traslada a vivir a Italia debido a que su padre, Joe Bryant, continuó su carrera como basquetbolista profesional en Europa, luego de estar un par de temporadas en la NBA donde jugó en los Philadelphia 76ers, San Diego Clippers (actuales Los Angeles Clippers) y Houston Rockets.

Siguiendo la carrera de su padre, que jugó en Rieti, Viola Reggio Calabria, Maltinti Pistoia y Pallacanestro Reggiana, desde pequeño Kobe demostró habilidades para los deportes, sintiendo un gran interés por el básquetbol y el fútbol. Sin embargo su retorno en 1991 a Estados Unidos decantó en que finalmente Bryant continuara desarrollándose con la pelota naranja. Eso sí, su pasión por el fútbol ha permanecido desde entonces.

De vuelta en Estados Unidos Bryant comenzó a llamar la atención en el Instituto Lower Merion de Ardmore en su Pensilvania natal. Luego de cuatro años deslumbrando al país en 1996 Bryant toma la decisión de presentarse al Draft de la NBA, sin pasar por la NCAA (Actualmente los jugadores egresados de la secundaria deben pasar de manera obligatoria, al menos, un año en el básquetbol universitario).

Pese a sus grandes números en su última temporada en la secundaria con 30,8 puntos, 12 rebotes, 6,5 asistencias, 4 robos de balón y 3,8 tapones por partido, no llegó a la elección de talento de la NBA como uno de los favoritos. Incluso, vale mencionar que Bryant llegaba con el premio Naismith, otorgado al mejor jugador de preparatoria de Estados Unidos, y que en años anteriores habían recibido jugadores como Alonzo Mourning, Chris Webber y Jason Kidd.

Las 10 mejores jugadas de Bryant en la secundaria

Finalmente la noche del 26 de junio en East Rutherford, Nueva Jersey, Kobe Bryant es elegido en el puesto 13 por los Charlotte Hornets, por detrás de otros jugadores como Allen Iverson (1), Marcus Camby (2), Stephon Marbury (4), Ray Allen (5) y Antoine Walker (6). En el mismo draft, además, ingresaron a la liga otro grandes jugadores como Predrag Stojaković (14), Steve Nash (15) y Jermaine O’Neal (17).

Bryant elegido en el draft 1996

La misma noche Bryant manifestó su intención de no jugar con los Hornets y desde Los Angeles Lakers se la jugaron por completo por conseguir sus servicios, en parte gracias a la gestión y buen ojo de Jerry West (el hombre logo de la NBA). Luego, 15 días más tarde el centro titular del equipo angelino, Vlade Divac, es enviado a los Hornets a cambio del novato Kobe Bryant.

En su primera temporada Bryant no jugó mucho y tuvo discretos números: promedió 7,9 puntos y 1,9 rebotes por partido. Sin importar esos números, pero sí centrados en su capacidad para volcar el balón, Bryant es invitado al Slam Dunk Contest, convirtiéndose en el monarca del torneo de clavadas de la NBA.

Campeón torneo de clavadas 1997

Llegan los títulos

En la temporada 1999-2000 Los Angeles Lakers fichan a Phil Jackson como entrenador y obtienen frutos de inmediato. Bryant sigue mejorando sus números, se convierte en uno de los mejores escoltas de la liga y promedia 22,5 puntos por partido. A ello se sumaba la dupla letal que conformaba con Shaquille O’Neal y que ya amenazaban con inscribir sus nombres como uno de los mejores binomios de la historia de la NBA.

Con una marca de 67 victoria y 15 derrotas, los Lakers avanzan a Playoffs y se ilusionaban. Luego de dejar en el camino a los Kings, Suns y Trail Blazers, los angelinos se enfrentaban a los Indiana Pacers en la finales de la liga a quienes derrotaron por 4-2 con un buen desempeño de Kobe.

Al año siguiente los Lakers volverían a consagrarse en la NBA. Nuevamente de la mano de Bryant y O’Neal, una dupla de temer para cualquier equipo y que Portland, Sacramento y San Antonio sufrirían en Playoffs.

Al frente en esta oportunidad estaban los Sixers comandados por un increíble Allen Iverson que con una soberbia actuación cortó la racha de 11 triunfos consecutivos de los Lakers en playoffs. Pese a caer en el primer juego de las finales, los Lakers se reponen y terminan ganando la serie por el campeonato por 4-1.

La dupla de Kobe Bryant y Shaquille O’Neal seguiría dando sus frutos, pese a que ya se rumoreaba de ciertos quiebres en la interna del camarín, y se alzarían con el tercer título para Los Angeles Lakers.

Portland, San Antonio y Sacramento nuevamente sufrirían ante Bryant y los Lakers en los playoffs de la conferencia Oeste. En la final de la liga, en tanto, el rival de turno serían unos motivados New Jersey Nets, guiados por Jason Kidd.

Pese al entusiasmo, el nivel y experiencia de los dirigidos por Phil Jackson fue superior y los barrieron con un contundente 4-0.

En 2004 Bryant y los Lakers -que ya no contaban con O’Neal que fue transferido por las disputas con Kobe- volvían a las finales de la NBA.

Un equipo plagado de estrellas con los fichajes de los veteranos Karl Malone y Gary Payton, que buscaban un anillo con sus últimos cartuchos, se instalaba en las finales y sacaba ‘cartel’ de favorito. Pero desde el la conferencia Este aparecieron una nueva versión de los ‘Bad Boys’ de Detroit.

Por muchas estrellas en la escuadra, los Lakers no podían plasmar su juego ante el de los Pistons de Chauncey Billups, Rip Hamilton, Rasheed Wallace y Ben Wallace, entre otros. Que emulando a Joe Dumars y los Bad Boys del 89 derrotaban a los Lakers en la disputa por el anillo de campeón.

AFP PHOTO/Hector MATA / AFP / HECTOR MATA

AFP PHOTO/Hector MATA / AFP / HECTOR MATA

La noche de los 81 puntos

Bryant seguía como una de las grandes figuras de la liga por su gran poder de anotación. Pese a no alcanzar desde 2004 unas finales de liga, Kobe era sinónimo de astro en la NBA.

Generalmente acostumbraba a deleitar con grandes actuaciones, aunque muchos de sus críticos apuntaban a la gran cantidad de tiros que debía ejecutar para conseguir dichos números. Pese a ello, los promedios de puntos por partido le avalaban en su estilo de juego.

En la temporada 2005-2006, Kobe Bryant tuvo dos deslumbrantes actuaciones. El 20 de diciembre de 2005 se despachaba 62 puntos antes los Dallas Mavericks, sorprendiendo a todos.

Sin embargo en la misma temporada aún tenía algo que mostrar. El 22 de enero de 2006 se despacharía 81 puntos ante los Toronto Raptors, convirtiéndose en el segundo jugador con más puntos anotas en un partido en la historia de la NBA. ¿El primero? Wilt Chamberlain con 100 en 1962.

¿El desglose de esos 81 puntos? 28 de 46 en tiros de campo, incluyendo 7 de 13 en triples y 18 de 20 desde la línea de personales.

81 vs Toronto

De regreso a las finales
En la temporada 2007-2008 Bryant vuelve a guiar a Los Angeles Lakers a unas finales de la NBA. Convertido en el Jugados Más Valioso (MVP) de la temporada regular, Kobe promedió 28,3 puntos; 6,3 rebotes; 5,4 asistencias y 1,8 robos por partido.

Pero luego de dejar en el camino a Denver, Utah y San Antonio se encontraron en las finales con Boston. Rememorando las finales de antaño entre Lakers y Celtics, fueron los representantes de la conferencia Este, comandados por Pierce, Garnett, Allen y Rondo, quienes se alzarían con la corona tras acabar ganando la serie 4-2.

AFP PHOTO | Elsa/Getty Images

AFP PHOTO | Elsa/Getty Images

Pero Kobe Bryant tendría su revancha y la ocasión de completar una mano con anillos de campeón. A la temporada siguiente (2008-2009) vuelve a las finales de la liga con los Lakers. ¿El rival? Los Orlando Magic.

Actuación sobresaliente de Kobe para liderar a su escuadra a ganar la serie por 4-1 y coronarse campeones. Cuarto anillo para Bryant y por primera vez elegido el MVP de las finales de la liga.

A la temporada siguiente Bryant regresa por tercera temporada consecutiva a las finales, su séptima en total. Y en la vereda del frente una vez más los Boston Celtics.

Partido a partido, golpe a golpe, la definición se extendió hasta el séptimo y definitivo juego. Kobe, como de costumbre, con un juego sobresaliente en anotación para guiar a su escuadra. Finalmente nuevamente sería elegido como el MVP de las finales.

Lesiones y el anuncio del final

A lo largo de su carrera Kobe Bryant tuvo que enfrentarse a diversas lesiones, pero ninguna tan grave como las que ha sufrido en las últimas temporadas.

En abril de 2013 y cuando los Lakers disputaban su clasificación a los Playoffs Kobe Bryant sufrió la rotura del tendón de Aquiles. A la temporada siguiente, en 2014, sufrió la fractura de la rodilla izquierda. En la temporada pasada, en tanto, sufrió el desgarro del manguito rotador del hombro derecho.

Pese a todo eso Kobe Bryant, de 37 años, se las arregló para regresar una vez a las canchas y jugar su vigésima temporada como profesional, todas con los Lakers, convirtiéndose en el hombre record de la NBA.

Y así pondrá fin a su vida de profesional en la mejor liga de básquetbol del mundo. A final de temporada, donde lo más probable es que los Lakers no avancen a playoffs, o a menos que una lesión diga lo contrario y obligue a adelantar la situación, Kobe Bryant se despedirá de los fanáticos de la pelota naranja que durante 20 años disfrutaron -y otros sufrieron- con sus grandes actuaciones que sin lugar a dudas quedarán en la historia.

GALERÍA DE IMÁGENES | Haz clic para ampliar