Sociedad


¿Qué es realmente el VIH? Aclara tus dudas en 5 minutos

Michael Buckner | Getty Images | AFP
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Esta mañana, la estrella de Hollywood Charlie Sheen (50) confesó que es portador de VIH. “Estoy aquí para admitir que soy VIH positivo”, dijo tartamudeante en el programa Today Show, el matinal de NBC.

Aunque la noticia había sido adelantada ayer por el portal de espectáculos TMZ, muchos se negaban a creerlo hasta escuchar la confirmación del actor.

Pero, ¿por qué produce tanto impacto saber que una figura conocida es VIH positivo? probablemente por los prejuicios, mitos y asociaciones que existen en torno a este virus.

En este sentido, te dejamos con algunas de las dudas más frecuentes, respondidas por el sitio oficial de la Organización Mundial de la Salud y otras fuentes vinculadas al área sanitaria.

Sólo te tomará alrededor de 5 minutos leer este artículo y aclarar tus posibles dudas.

1. ¿Qué es el VIH?

Tal como explica la OMS, el VIH es el virus de la inmunodeficiencia humana, el cual “infecta las células del sistema inmunitario y las destruye o trastorna su funcionamiento, lo que acarrea el deterioro progresivo de dicho sistema y acaba produciendo una deficiencia inmunitaria”.

Según se detalla, la inmunodeficiencia es “cuando el sistema inmunitario ya no puede cumplir su función de combatir las infecciones y otras enfermedades”. A esas infecciones que aparecen a partir de esta grave inmunodeficiencia se les llama “oportunistas”, porque atacan aprovechando que el sistema inmune está débil.

2. ¿Qué es el SIDA?

Hay gente que habla de VIH y SIDA indistintamente, pero no son lo mismo. “El sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida) representa las etapas más avanzadas de la infección por el VIH. Se define por la aparición de alguna de más de veinte infecciones oportunistas o cánceres vinculados con el VIH”, explica la OMS.

3. ¿Cómo se transmite la infección por VIH?

El organismo explica que el VIH se puede transmitir por las “relaciones sexuales (vaginales, anales o bucales) sin protección con una persona infectada; por la transfusión de sangre contaminada; y por compartir agujas, jeringas u otros objetos punzocortantes”. Además, una madre también puede transmitir la infección al hijo durante el embarazo, el parto o la lactancia.

4. ¿Cuántas personas están infectadas por el VIH?

La OMS y ONUSIDA estima que hacia fines de 2014 habían alrededor de 36,9 millones de personas con VIH en el mundo. “Ese mismo año, contrajeron la infección unos 2 millones de personas, y unos 1,2 millones murieron por causas relacionadas con el sida”, explicaron.

5. ¿Cuánto tiempo tarda en aparecer el sida en las personas infectadas con el VIH?

Esto es muy relativo, pues puede variar mucho entre una persona y otra, según explica la OMS. “Si no se da tratamiento, la mayoría de los infectados por el VIH presentan signos de enfermedad al cabo de 5 a 10 años, aunque el periodo puede ser más breve. El tiempo que transcurre entre la infección por el VIH y el diagnóstico de sida puede variar entre 10 y 15 años, a veces más. El tratamiento con antirretrovíricos puede hacer más lenta la evolución porque evita la multiplicación del virus y, en consecuencia, disminuye la cantidad de virus presente en la sangre del individuo infectado (la llamada «carga vírica»)”, especifican.

6. ¿Cuál es la infección oportunista que afecta con más frecuencia a las personas infectadas con el VIH?

Según la OMS, es la tuberculosis, que mata a casi 360 000 personas infectadas con el VIH. “En África, es la causa principal de muerte de las personas infectadas por el VIH; a escala mundial, es una de las causas principales en este grupo”, comentan.

Otras infecciones oportunistas comunes, según indica la Biblioteca de Medicina de EEUU son: la infección por citomegalovirus (CMV), hepatitis C, infecciones por hongos que causan aftas (candidiasis), meningitis criptocóccica, neumonía por pneumocystis carinii (PCP), entre otras.

7. ¿Cómo puedo limitar el riesgo de infectarme de VIH por medio de las relaciones sexuales?

La OMS recomienda utilizar correctamente el condón masculino o femenino, abstenerse de practicar relaciones sexuales con penetración, o bien, ser fiel a una pareja sexual que no esté infectada, quien a su vez, sea igualmente fiel y no tenga ningún otro comportamiento de riesgo.

8. ¿La circuncisión masculina previene la transmisión del VIH?

La circuncisión masculina reduce en un 60% el riesgo de transmisión sexual de las mujeres a los hombres“, asegura la OMS, organismo que junto a ONUSIDA recomienda desde 2007 “la circuncisión médica voluntaria como una estrategia suplementaria importante para prevenir la infección por el VIH en lugares donde esta tiene gran prevalencia y la circuncisión masculina es poco frecuente”.

“La circuncisión masculina por razones médicas es una intervención que brinda protección parcial para toda la vida contra las infecciones de transmisión sexual, en especial la causada por el VIH. Siempre ha de considerarse como parte de un conjunto completo de medidas preventivas y nunca debe remplazar a otros métodos conocidos, como el uso del condón femenino o masculino”, enfatizan.

9. ¿Cuán eficaz es el condón para prevenir la infección por el VIH?

Desde OMS aclaran que si se utiliza correctamente, “el condón es un método de eficacia comprobada para prevenir la infección por el VIH en hombres y mujeres. Sin embargo, fuera de la abstinencia, ningún método protector es totalmente eficaz”.

Para que el condón sea un método eficaz, debe usarse durante toda la relación sexual, incluyendo el juego previo, y no sólo en medio del encuentro o cuando se aproxima el coito.

Por su parte “el condón femenino es el único anticonceptivo de barrera controlado por la mujer que se encuentra actualmente en el mercado. Es una vaina de poliuretano transparente, resistente y suave que se introduce en la vagina antes del acto sexual. Reviste por completo la cavidad vaginal y brinda protección contra el embarazo y las infecciones de transmisión sexual, en particular la causada por el VIH, cuando se utiliza correctamente en cada coito”, indican desde la OMS.

10. ¿Da lo mismo si alguien se entera hoy o en unos meses de que es portador de VIH?

No. Lo ideal es que conozcas tu estado con respecto al VIH lo antes posible, por dos razones: La primera, porque si estás infectado, puedes tomar las medidas necesarias antes de que aparezcan los síntomas, “con lo cual puedes prolongar la vida y evitar complicaciones médicas por muchos años”

Lo segundo, es que si eres portador puedes evitar transmitir el virus a otras personas.

11. ¿Qué son los medicamentos antirretrovíricos?

“Son productos que se utilizan para tratar y prevenir la infección por el VIH. Actúan deteniendo o alterando la reproducción del virus en el organismo, lo que disminuye la carga vírica (cantidad de virus en la sangre)“, indica la OMS.

12. ¿En qué estado se encuentra hoy en día el tratamiento con antirretrovíricos?

La OMS indica que a fines de 2014, unas “14,9 millones de personas recibían tratamiento con antirretrovíricos a nivel mundial. Hasta 2003, el costo elevado de los medicamentos, las infraestructuras sanitarias débiles o insuficientes y la falta de dinero impedían el uso amplio del tratamiento con una combinación de estos medicamentos en dichos países. En los últimos años, el aumento de la decisión política y del financiamiento ha propiciado una ampliación extraordinaria del acceso al tratamiento”.

13. ¿Hay cura para la infección por el VIH?

La OMS indica que lamentablemente no hay cura. Sin embargo, “un buen tratamiento con antirretrovíricos seguido al pie de la letra aminora la evolución de la infección hasta casi detenerla. Cada vez más personas infectadas por el VIH, incluso en países pobres, pueden permanecer en buenas condiciones y ser productivas por periodos prolongados”.

Pese a que no se conoce una cura definitiva, hace unos años se reveló el caso de Timothy Brown, conocido como el “paciente de Berlín”, la primera persona en el mundo que parece haberse librado del VIH. Brown, oriundo de Seattle (Washington, noroeste), saltó a la fama tras someterse a una novedosa técnica para tratar una leucemia con células madre de un donante resistente al VIH y desde entonces no presenta rastros del virus.

Asimismo, el año pasado un estudio aseguró que dos hombres -uno de ellos chileno- se habían librado del virus.

Pese a ello, aún no se conoce un método definitivo y que pueda ser replicado para curar a otros pacientes.

14. ¿Qué otro tipo de asistencia necesitan las personas infectadas con el VIH?

“Además de los medicamentos, estos pacientes requieren a menudo orientación y apoyo psicosocial. Tener una nutrición adecuada y acceso a agua salubre e higiene básica también pueden ayudarlos a mantenerse en buen estado”, dice la OMS.

15. ¿Cuál es el panorama futuro para un portador de VIH?

Aunque esto es bastante relativo porque depende de cada organismo y también de qué tan temprana o tardía sea la detección del virus, Carlos Saavedra, médico infectólogo y profesor asistente de la Universidad Nacional de Colombia, explicó en un artículo publicado en el sitio web oficial de la casa de estudios que “el VIH se ha convertido en una enfermedad crónica que tiene control, pero no tiene cura. Guardando las proporciones de gravedad y sensibilidad social, es equivalente a la hipertensión o a la diabetes, que son enfermedades crónicas que no tienen cura, pero sí pueden controlarse”.

El mayor secreto de Asimov: Haber contraído el virus del VIH

Desde su muerte en 1992 y hasta que su viuda Janet decidió hacerlo público en 2001, sólo el círculo más íntimo de Isaac Asimov supo que el escritor había fallecido por los efectos del SIDA, tras contraer el virus del VIH por una transfusión sanguínea durante la implantación de un marcapasos en su corazón hacia 1983.

Aunque ni el escritor ni su familia tenían la intención de ocultarlo, los médicos les convencieron de lo contrario debido a la fuerte discriminación que los enfermos de SIDA sufrían en una década en que este mal era muy poco conocido.

“En aquellos días, había gente con educación que no quería tocar a un paciente con SIDA. Muchos ni siquiera querían estar en la misma habitación que una persona con SIDA, o usar un teléfono que hubieran tocado, pese a que ninguna de estas acciones provoca el contagio”, escribió su esposa Janet en el epílogo de su biografía.
Sin que para entonces existieran remedios paliativos, la salud de Asimov se deterioró rápidamente, aunque intentó seguir escribiendo hasta el final de sus días, incluso dictando sus textos.

Tras una penosa agonía, el científico y escritor falleció en el hospital, con sus manos sosteniendo las de su esposa y de su hija. Sus últimas palabras fueron “Yo también las amo”.

“Los suaves lazos del amor son indiferentes a la vida y a la muerte. Se mantienen a través del tiempo de forma que el amor del pasado es parte del amor del presente, y que la confianza en el amor futuro es también parte del presente. Cuando uno muere, su recuerdo vive en el otro, quien lo mantiene vivo y respirando. Y me gusta creer -racionalista como soy- que cuando ambos mueren algo de ello permanece, indestructible y eterno, enriqueciendo todo el universo por el sólo hecho de haber existido“, fue una de sus últimas reflexiones.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados