Opinión


Rolando Jiménez comenta inicio del juicio oral en contra del pastor Soto

Víctor Salazar | Agencia Uno
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Hoy miércoles a las 14 horas ante el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago, se dará inicio al juicio oral contra el pastor evangélico Javier Soto a nueve meses de la presentación de una denuncia por parte del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh).

Recordemos que la agrupación presentó una querella por agresión y calumnias a Rolando Jiménez, ya que el pastor persiguió en eventos públicos e increpó en reiteradas ocasiones al dirigente.

En conversación con Expreso Bío Bío, Rolando Jiménez, indicó que presentaron dos querellas al pastor Soto porque lo ha acusado de pedófilo, de violar niños y una serie de calificaciones que son injuriosas.

“Cuando se dio la audiencia de preparación del juicio oral, hace unos meses, un grupo de 70 evangélicos que lo acompañaban, agredieron tanto a mi abogado como a mí. Quedé con un hematoma en el estómago, me rompieron la camisa, a una chica del Movilh la botaron al suelo, nos destruyeron un parlante”, aclaró.

Jiménez detalló el hostigamiento de Soto durante dos años consecutivos, donde llegaba todos los días lunes a las 14 horas a la sede del Movilh o esperando a los integrantes de la agrupación cuando asistían al Congreso, en Valparaíso. Otro punto que los preocupó fueron los rayados con amenazas de muerte.

“Hay un patrón de conducta violento, persecutorio, han habido momentos en el centro de Santiago donde nos ha perseguido por 6 u 8 cuadras con un grupo de evangélicos irracionales y violentos bloqueándonos el camino”, dijo.

Asimismo, señaló que cuando presentaron el libro “Nicolás tiene dos papás” en la Biblioteca Regional de Puerto Montt, llegó un grupo muy violento de evangélicos, donde debió instalarse una barrera de Carabineros dentro del recinto para poder realizar el lanzamiento.

El dirigente del Movilh explicó que la libertad de expresión es un concepto, pero totalmente diferente es la prédica. “Que a mí me digan que me voy a ir al infierno porque soy homosexual me da lo mismo, pero otra cosa es el hostigamiento, la persecución y la violencia que hemos sido objeto”, manifestó.

Agregó que existe una contemplación bastante pasiva de parte de las fuerzas policiales y de la justicia en general porque confunden la libertad de expresión y la de culto que tienen derecho las creencias en Chile, donde se está promoviendo el odio.

Respecto a la aplicación de la Ley Zamudio en este caso, Jiménez manifestó que tiene vacíos importantes, por lo que este caso queda fuera del marco legislativo, pero que una de las modificaciones que quiere realizarse es sancionar los discursos de odio.

Escucha la entrevista completa realizada por Patricio Cuevas y Scarleth Cárdenas en Expreso Bío Bío:

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados