Nacional


Sacerdote Juan Barros es agredido en medio de profundo descontento tras asumir como Obispo de Osorno

Tania Lavado
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Un caos total fue el registrado la mañana de éste sábado en Osorno donde finalmente Juan Barros Madrid asumió como nuevo Obispo local, ello en medio de la tensión que ha generado su vinculación a los abusos cometidos por Fernando Karadima, hecho por el cual cientos de opositores se congregaron en el frontis de la Catedral San Mateo Apóstol para exigir su renuncia.

Al repudio de la comunidad Osornina, se sumaron autoridades locales y zonales, algunos enfocados directamente en lamentar el nombramientos mientras que otros se quejaban de la ausencia de autoridades locales que optaron por confirmar su ausencia antes que marcar presencia por uno de los bandos, como lo fue el caso del dueño de casa, es decir, el alcalde Jaime Bertín y el gobernador provincial Gustavo Salvo, quienes se excusaron con mantener una agenda apretada.

Uno de los primeros en dar una declaración a La Radio fue el ex alcalde de Osorno, Mauricio Sain Jean, quien hizo una comparación con la toma de mando de Obispos anteriores, donde dijo que la comunidad hizo fiesta, se abrieron de par en par las puertas de la catedral en cambio ahora parece que sienten la vergüenza, puntualizó.

Por su parte, el diputado socialista, Fidel Espinoza, calificó la actividad como el día más oscuro para el país, añadiendo que cuando asumió el Papa Francisco los cristianos vieron una luz de esperanza, creyendo que haría justicia frente a las atrocidades cometidas al interior de la Iglesia Católica y que permanecían ocultas, pero tras la nominación de Barros esa esperanza desapareció.

Espinoza dijo que esta situación da para creer que el alto mando de la Iglesia Católica creyó que con mandar al sur de Chile a Barros acallaría el escándalo de abusos sexuales, pero se equivocaron –añadió- por que la comunidad se organizó, protestó y lo continuará haciendo.

Por su parte, el ex Obispo de Osorno René Rebolledo, dijo que pueden generarse mayores discrepancias, pero ahora la tarea de la iglesia es a través de sus sacerdotes buscar la comunión con los feligreses y la comunidad.

En tanto el obispo de Los Ángeles, que llegó hasta la catedral de Osorno, Felipe Vacarreza, mostró su apoyo no solo a Juan Barros sino también a la decisión del Papa Francisco sobre la designación.

Vacarreza precisó que la obediencia dentro de la iglesia se debe cumplir, más aún cuando Barros fue designado desde el Vaticano, no quedándoles a los fieles más opción que aceptar al nuevo Obispo.

El Obispo de Los Ángeles dijo que él acepta la designación porque aseguró, el Papa debe haber tenido todos los antecedentes a la vista para realizar tal nombramiento.

El Obispo de Los Ángeles fue uno de los pocos que asistieron a la ceremonia de asunción de Juan Barros Madrid, junto con Fernando Chomalí, destacando la gran ausencia de autoridades políticas y religiosas de nuestro país.

Probablemente se trata de uno de los hechos históricos más trascendentes del último tiempo en la ciudad de Osorno y sobre todo la iglesia a nivel mundial. El clima de tensión que se vivió en la catedral San Mateo de Osorno se vio reflejado en el serio choque entre los feligreses católicos que se encontraban en contra de la asunción de Barros.

Luego de que un grupo superior a las 200 personas irrumpiera en la ceremonia justo en el instante en que Barros comenzaba a caminar por el pasillo principal del recinto eclesiástico, provocando empujones y jalones a él y el séquito que lo acompañaba, botándole incluso la mitra, se instaló un debate de visiones y símbolos nunca a antes visto.

De hecho la ceremonia comenzó con al menos 15 minutos de retraso, ante el estupor de la curia que acompañaba el nuevo Obispo de Osorno, ante los gritos y reclamos del grupo contrario, y los cánticos y aplausos del grupo a favor.

Por todo es que la ceremonia debió acortarse, saltándose varias etapas del protocolo tradicional, siendo terminada raudamente, evitando de hecho la tradicional salida del obispo recién investido hacia el exterior de la iglesia, a saludar a los feligreses, siendo retirado por Carabineros y personal de seguridad por calle Mackenna.

Sin embargo, el enfrentamiento entre feligreses continuaba, tal como se detalla en el siguiente registro captado en plena Catedral.

Desde el sector de aquellos que estaban a favor de Barros se recriminaba la violencia con que los opositores ingresaron al recinto eclesiástico.

Sin embargo, desde los opositores también se denunciaban actos de violencia, incluso con lesiones hacia aquellos que protestaban contra Barros.

La ceremonia dejó finalmente una persona desmayada, que debió ser asistida por personal del SAMU, además de dos detenidos que fueron trasladados hasta la Primera Comisaría de Osorno.

Finalmente, los opositores a Barros continuaron hasta cerca de las 14:00 horas apostados en las afueras de la catedral San Mateo, gritándoles adjetivos como “traidores” a los sacerdotes que participaron en la investidura de Barros que sí salieron por el frontis del recinto.

Además, se insistió en que continuarán protestando en las afueras de la catedral, cada miércoles a las 20.30 horas.

Videos de la polémica ceremonia

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Tania Lavado

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados