Cultura
Espectacular estreno de temporada dedicada a Tchaikowsky ofrece Filarmónica de Santiago
Publicado por: Johnny Teperman
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La Orquesta Filarm√≥nica de Santiago ofreci√≥ una espectacular apertura de su temporada 2015 en el Teatro Municipal capitalino, con una programaci√≥n de los d√≠as 11 y 12, dedicada a Piotr Ilitch Tchaikowsky, de quien se interpretaron la Sinfon√≠a N¬į5 y el Concierto para piano y orquesta N¬į1. Este √ļltimo cont√≥ con la participaci√≥n del joven concertista japon√©s Kotaro Fukuma, de 33 a√Īos, quien retorn√≥ a Santiago y brind√≥ una ejecuci√≥n admirable junto a la agrupaci√≥n musical dirigida, con el brillo acostumbrado, por su titular, el ruso Konstantin Chudovsky

El Concierto se inici√≥ con una delicada y sobria interpretaci√≥n, de la Suite para Cuerdas, opus 14, de Domingo Santa Cruz (1899-1987), compositor, abogado y profesor universitario chileno, nombrado en su momento Profesor Em√©rito de la Universidad de Chile. Fue uno de los promotores del movimiento musical chileno del siglo XX, creador de la Sociedad Bach e impulsor del estudio de la m√ļsica en la universidad. Recibi√≥ el Premio Nacional de Arte en el a√Īo 1951.

Fukuma, quien anteriormente particip√≥ con gran √©xito en el Ciclo de los Grandes Pianistas en el mismo escenario hace dos a√Īos, brind√≥ una interpretaci√≥n redonda del conocido y muy popular Concierto de Tchaikowsky, al cual considera de gran importancia en la historia de la m√ļsica: ‚Äúes original y con una su estructura revolucionaria‚ÄĚ.

El concertista asi√°tico, con una capacidad de digitaci√≥n prodigiosa y un sentido preciso del “timing” y unidad con la orquesta, tuvo momentos sobresalientes en los tres movimientos de esta composici√≥n, que ofrece por igual, facetas de clasicismo y pasajes rom√°nticos, como por ejemplo al comienzo del segundo movimiento, en que el maestro Fukuma dialog√≥ dulcemente con la violinista concertino Holly Welscamp.

Luego de ser ovacionado, el concertista hu√©sped se sent√≥ al piano y ofreci√≥ como “encore” de despedida, una canci√≥n japonesa, en memoria de las v√≠ctimas del tsunami que afect√≥ a su patria el a√Īo 2011.

El primer concierto de la temporada 2015 de la Filarm√≥nica, concluy√≥ con la Quinta Sinfon√≠a en mi menor, opus 64 de Tchaikowsky (1840-1893), en homenaje al destacado compositor, de quien se recuerdan los 175 a√Īos de su nacimiento.

El ciclo de este a√Īo de la Filarm√≥nica de Santiago destaca la ejecuci√≥n de las seis sinfon√≠as de Tchaikowsky, en cuyos conciertos se contar√° con la batuta de Chudovsky, quien ha se√Īalado su orgullo y alegr√≠a de conducir estas obras de un autor a quien considera su favorito.

Esta vez, La Filarmónica de Santiago sonó brillantemente, con gran solidez instrumental de sus cuatro familias, desde las cuerdas hasta los bronces y la percusión.

URL CORTA: http://rbb.cl/byil
Tendencias Ahora