temas del día

Cultura


Notable puesta en escena de “La Ilíada” de Homero en teatro CA 660 de las Artes

La Iliada, Santiago a Mil (c)
Publicado por
Envíanos tu corrección

El espectáculo proveniente desde Grecia se presenta en cuatro funciones por primera vez en Chile de la mano del director Stathis Livathinos, como parte de la programación en sala del Festival “Santiago a Mil” 2015, por Minera Escondida, operada por BHP Billiton, con el apoyo del Consejo Nacional de la Cultura y las Arte.

La obra, de extenso desarrollo, en dos actos de 3 horas y 15 minutos de duración con un intermedio de 10 minutos, lleva a escena los 24 cantos del poema en su idioma original, habiendo sido aclamada por la crítica y el público después de presentarse en los principales festivales teatrales europeos de la temporada.
“La Ilíada” de Homero es el poema más antiguo de la literatura occidental, a pesar de que la fecha de su composición todavía es discutida por historiadores e investigadores. Pero más allá de las discrepancias, hay consenso a la hora de estimar su inconmensurable aporte a la cultura occidental.

Esta es una de las razones que motivaron al director griego Stathis Livathinos a embarcarse en el mega-proyecto de llevar a las tablas la versión de esta epopeya junto a la compañía Polyplanity, considerando los 24 poemas en el idioma original en que fue escrita: el griego. La idea, explicó en entrevistas en su país, la venía desarrollando desde su juventud. Después de meses de experimentación en la narrativa del teatro épico, la compañía estrenó en 2013 esta versión de la obra.

El montaje es representado por un elenco formado por 15 actores que realizan un trabajo coral que ellos mismos han admitido como “un gran esfuerzo físico y psíquico”, ya que cada uno asume varios roles en distintas etapas de la obra que, además, tiene varias escenas de acción. Para recrearlas, los actores recibieron lecciones de Kung-fu con monjes shaolín y se instruyeron en la historia de la Grecia clásica.

“Esto es un teatro de guerra”, explican en la compañía. Esta versión contemporánea de la obra es acompañada por una escenografía ambientada en una vieja fábrica y, entre otras peculiaridades, considera la ubicación de más de 40 neumáticos en escena.

“Para nosotros ha sido crucial. Es un trabajo complicadísimo conseguir que la palabra de Homero suene como el habla de la calle, de las casas, de la vida cotidiana… sin arañarle la sustancia ancestral y la carga poética. El éxito y el fracaso en una tarea así los separa una delgadísima línea. Él consiguió el equilibrio perfecto; nos dio un gran impulso disponer de un texto que posibilitaba una expresión oral natural, nada estilizada o poetizada artificialmente”, dijo Livathinos en una entrevista en Europa, antes de viajar a Chile.
.
El director aseguró que parte del éxito de la obra radica en su absoluta vigencia. “La Ilíada es de todas las épocas, y Grecia está contenida en ella, con lo bueno y lo malo, que atraviesa el país convertido en una cruz de Cristo”, asegura Livathinos. El actor Aris Troupakis, que interpreta a Aquiles, agrega que “ser vencedor o vencido no depende del otro, eres tú quien decide qué ser”.

Ahora ha sido la oportunidad para que el público chileno pueda disfrutar de “Homer’s Iliad” (“La Ilíada de Homero”) íntegramente en griego, con subtítulos en español, que ya cautivó a la audiencia europea.

La Ilíada, a la que Aristóteles llamó “la primera tragedia”, nos arrastra hacia una gigantesca orquesta abierta. Este es un teatro de guerra. Después de diez meses de experimentación en narrativa y en teatro épico, el grupo de teatro de Stathis Livathinos presenta una nueva versión de los 24 libros de “La Ilíada”. El trabajo fecundo de la celebrada cultura de la Antigua Grecia está sometida a una visión artística moderna. La atmósfera es dinámica y cambiante, pues los 15 actores van deslizándose continuamente entre personajes teatrales y rapsodas contemporáneos. Dos músicos con un set de compleja percusión y artefactos electrónicos realzan la experiencia.

Para nosotros, este montaje es admirable y se basa en cuatro puntos claves:

Excelente dirección en todos los aspectos: Manejo de actores, perfectamente adaptados a un guión impecable y erudito, de brillo en lo histórico y en lo mitológico, con una traducción al español en subtítulos con una terminología, que refleja una gran calidad intelectual de su redactor. Escenografía modernista. Vestuario original, contrastante entre lo brillante y lo deslucido.

Iluminación y música al servicio del ritmo de la obra, que logra mantener interesado al espectador en todo momento. Lo captamos, esto último, al observar en paneos propios, la actitud de más de 700 personas, en general absortas en su concentración hacia lo que veían en el escenario.

Interpretaciones en un nivel superlativo, parejo, con gran respeto sobre la génesis misma de lo que significa la tragedia griega: recitativos, diálogos, coros, cantos, drama y comedia a ratos alternados, situándose perfectamente en la época de lo que va sucediendo.

Recreación del clima de epopeya que envuelve a toda la obra, con un ritmo perfecto, con perfecta sincronización en los roles de Dioses y humanos, en una perfecta interacción.

Críticas

“Una historia contada con humor e ingenio sobre el agotamiento de la guerra, el honor, el liderazgo, la temeridad y el sinsentido de ésta”. Volkstrand. Países Bajos.

“Una Ilíada para el futuro”. El País, España.18/07/2014.
“Insuperable Ilíada”. Artezblai, 22/07/2014.

“Cuando Livathinos dirige una batalla es una oda a la imaginación: un incómodo dueto de danza, pasos llenos de poder alrededor de cada componente y un salto a través del aire por encima de mesas y sillas, todos coreografiados en un campo de batalla de blasones muertos.”

“La audiencia siente que ha sido tocada por la épica de Homero desde el rasguño, a través de sus desconcertantes personajes modernos (más actuales que nunca), con la poesía, la demoledora verdad de las descripciones, la ferocidad, la emoción, la furia, el humor, la grandeza y el disparate de los héroes, el ingenio y la ecuación de dioses y mortales dramatizadas… y con mucho más que todos ellos, que son lo que son, porque no pueden describirse de otro modo.”

Director

Stathis Livathinos (Atenas) fue el director artístico del Experimental Stage of the National Theatre (2001-2007), donde fundó la primera escuela de Dirección de Teatro en Grecia. Ha dirigido más de 35 espectáculos, entre los que se encuentran: Rosencrantz and Guildenstern are dead de T. Stoppard, Love’s labour lost de William Shakespeare (2001), Moliere de M. Boulgàkov (2004), El idiota de Dostoievsky (2007), King Lear de Shakespeare (2009) y Danton’s death de Büchner (2011). Ha sido galardonado en el Moscow Critics Prize, el Critics Best Newcomer Award, el Fotos Politis Award, el Karolos Koun Directing Award y el Critics International Repertory Directing Award.

Compañía

La dirección de Stathis Livathinos a cargo del Experimental Stage of the National Theatre (2001-2007), en el que dejó su impronta en la escena del teatro griego como uno de las presencias teatrales más importantes de la década, sirvió como cimiento importante para la creación de la compañía. El grueso del grupo de actores sigue siendo hoy el mismo, trabajando con independencia, cumpliendo con la visión de una compañía de teatro. A estos se han añadido miembros jóvenes, ante la necesidad de enfrentar el reto de llevar a escena “La Ilíada”, pero también como parte del desarrollo de la renovación del potencial humano del grupo.

Reseña

País Grecia
Disciplina Teatro
Recomendación de edad +12
Duración 3 horas 15 minutos con un intermedio de 10 minutos
Idioma griego con subtítulos en español

Ficha artística

Traducción al griego moderno D.N. Maronitis
Director Stathis Livathinos
Adaptación Stathis Livathinos y Elsa Andrianou con la contribución de los actores
Diseño de escenografía y vestuario Eleni Manolopoulou
Diseño de música y sonido Lambros Pigounis
Diseño de iluminación Alekos Anastasiou
Artes marciales Shaolin Monk, Xi Miao Jie
Movimiento Pauline Huguet
Elenco Argyro Ananiadou, Vassilis Andreou, Lefteris Angelakis, Dionisis Boulas, Yorgos Christodoulou, Dimitris Imellos, Nikos Kardonis, Nefeli Kouri, Gerasimos Michelis, Yiannis Panagopoulos, Maria Savvidou, Christos Sougaris, Aris Troupakis, Amalia Tsekoura, Yorgos Tsiantoulas
Percusiones Manousos Klapakis
Jefe técnico Manolis Vitsaxakis
Ingeniero de sonido Kostis Pavlopoulos
Asistente de diseño de escenografía y vestuario Tina Tzoka
Asistente de producción Aggeliki Christopoulou
Ventas internacionales Alexandros Vrettos
Jefe de producción Elina Fessa
Productora Yolanda Markopoulou
Producción Polyplanity Productions

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados