temas del día

Sociedad


6 famosos hospitales psiquiátricos marcados por historias de abusos, experimentos y encierros

St Marys | Youtube
Publicado por
Envíanos tu corrección

Los hospitales son de aquellos lugares que albergan cientos de historias. Más aún, cuando el recinto es un centro psiquiátrico fundado en la primera mitad del siglo pasado. Si bien la intención inicial de la gran mayoría de estos lugares fue ayudar a los pacientes que sufrían de trastornos psicológicos, el personal cometió bastantes faltas a la ética.

Abandonos, hambre e insalubridad son algunas de las historias que esconden las paredes de los recintos, mientras que otros lograron ocultar los historiales de los pacientes, dejando como recuerdo sólo un gran, intrigante e histórico legado arquitectónico.

1. Hospital Deva

Hace casi una década, este centro psiquiátrico ubicado en el condado de Chester (Pensilvania, EEUU) fue cerrado tras 176 años en los que albergó a más de 1.500 pacientes a la vez, triplicando su capacidad.

Luego de recibir una gran demanda de internos desde su apertura en 1829, recién en los años 50 -junto a la llegada de la tecnología médica en este ámbito- se comenzó a reducir el número de “enfermos”, puesto que no recibían tratamiento adecuado o simplemente la medicina determinó que ellos nunca sufrieron patologías psicológicas.

En sus últimos años de funcionamiento, sólo se obligó al 4% de los pacientes (20 personas) a permanecer obligatoriamente en el recinto, hasta ser cerrado en 2005 por la antigüedad de la infraestructura. A pesar de lo anterior, algunas instalaciones del hospital aún parecen estar intactas.

Deva Chester Memories (1916) | Facebook

Deva Chester Memories (1916) | Facebook

2.Hospital Estatal de Filadelfia

Ubicado también en Pensilvania, el hospital psiquiátrico de Filadelfia en Byberry fundado en 1907 fue utilizado por más de 7.000 pacientes a mediados del año pasado. El centro médico fue cerrado luego que varias investigaciones comprobaran el maltrato de pacientes y personal, la falta de espacio y algunas prácticas poco éticas cometidas contra los usuarios.

Entre 1945 y 1946, más de 36 fotografías secretas tomadas por Charles Lord revelaron una escalofriante realidad dentro del hospital: docenas de personas amontonadas en los pasillos junto a su excremento, pacientes amarrados a la cama, estado de insalubridad y maltratos. Estas fotografías llegaron a publicarse provocando un escándalo a nivel nacional.

A pesar de los constantes pruebas de maltrato, el hospital continuó funcionando hasta 1990. Luego de su cierre, cientos de personas se enteraron sobre el edificio abandonado, convirtiéndolo en escenario de distintos programas de TV sobre situaciones paranormales.

Charles Lord

Charles Lord

Charles Lord

Charles Lord

Charles Lord

Charles Lord

3. Hospital Whittingham

En 1873, Inglaterra inauguró uno de los hospitales psquiátricos más grandes del país. El recinto estaba totalmente apartado de la “sociedad” y contaba con sus propios almacenes, parques, servicios, bares, teléfonos y hasta su propia estación de tren.

El hospital fue usado en período de las Guerras Mundiales por militares aumentando su capacidad hasta más de 3.500 pacientes. En el periodo posterior a la guerra, el centro médico comenzó a ser utilizado para realizar experimentos con los pacientes tras la llegada de la electroencefalografía.

Gracias a las investigaciones “abusivas” de los estudiantes de medicina -quienes fueron denunciados por “crueldad, maltrato y fraude”- el Comité de Gestión Hospitalaria del lugar encontró varias faltas de ética en el recinto contra los pacientes: a algunos repentinamente los habían dejado de tratar, les daban alimentos y agua descompuestos y el personal los encerraba en el baño y armarios.

Pero los peores abusos fueron denunciados tras descubrir que a algunos enfermos se les arrastraba por su cabello y golpeaba, además de una denuncia en la que un enfermero derramó alcohol sobre el pie de un paciente para luego incendiarlo. Finalmente, el centro cerró en 1995.

Whittingham hospital (CC)

Whittingham hospital (CC)

4. Hospital St.Marys

Al noroeste de Inglaterra, St.Marys era uno de los más grandes hospitales del país. Casi tan pronto como se inauguró en 1910, fue usado por el ejército durante la Primera Guerra Mundial y luego se convirtió en un sanatorio para enfermos de tuberculosis.

Tras la gran demanda de enfermos psiquiátricos, el centro médico incorporó la atención psiquiátrica durante la década de 1930.

Los pacientes -quienes eran aislados de la sociedad- eran personas calificadas como “locas” por el Estado, siendo destinadas a ser encerradas hasta sanarse. La desesperación de algunos internos que afirmaban estar cuerdos quedó plasmada en las paredes rasguñadas del recinto.

El lugar, que también cuenta con una capilla, aún permanece “intacto” tras su cierre debido a su ubicación alejada de centro de la ciudad. Eso sí, existen mitos sobre situaciones paranormales asociadas al lugar.

St Marys | Youtube

St Marys | Youtube

St Marys | Youtube

St Marys | Youtube

St Marys | Youtube

St Marys | Youtube

5. Hospital Hellingly

A diferencia de los otros centros psiquiátricos, el hospital Hellingly fue construido al sur de Inglaterra con un nuevo método: aislar a los pacientes a un espacio abierto, luminoso y con amplios espacios en contacto con la naturaleza, distinto de los centros edificados hasta entonces. Para ingresar al hospital, sólo se podía llegar a través de un tren a carbón diseñado especialmente para llegar el recinto.

En esta ocasión, la falta de demanda y los nuevos métodos psiquiátricos de los ’90 terminaron por cerrar el lugar. Luego -en estado de abandono- diversos incendios y robos de material destruyeron gran parte de las ruinas del edificio histórico. Asimismo, algunos artistas del lugar comenzaron a manifestarse entre sus paredes.

Wikimedia (CC)

Wikimedia (CC)

Melita Dennett

Melita Dennett

(cc)

(cc)

6. Hospital Severalls

En 1913, se construyó el hospital Severalls en un sector aislado de Inglaterra. La construcción estaba formada por edificios que se unían entre sí, a través de largos corredores -distribución clásica de la época-.

Separados por géneros, más de dos mil personas vivieron en dicho recinto en donde los psiquiatras fueron libres de experimentar con los pacientes. Algunas de las prácticas que realizaron los doctores -las que no son legales hoy- fueron la terapia electro-convulsiva (ECT) y el uso de lobotomía frontal, provocando daños irreversibles en los pacientes.

Según denunció en su libro “La locura en su lugar: Narrativas del Hospital Severalls” la profesora Diana Gittins, manifestó que muchas mujeres fueron encerradas en el lugar por su propia familia; a veces como resultado de tener hijos ilegítimos o porque habían sido violadas.

Tanto estas mujeres, como otras personas que tampoco padecían de patologías psiquiátricas fueron sometidos a los experimentos de los médicos. Finalmente, fue cerrado en 1997 luego que fallecieran los últimos pacientes que quedaban. En la actualidad, el lugar se convirtió en un gran atractivo para fotógrafos y artistas.

David Strachan

David Strachan

thetimechamber.co.uk

thetimechamber.co.uk

thetimechamber.co.uk

thetimechamber.co.uk

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados