temas del día

Cultura


No dejes que tu banda se vea amateur: 10 cosas que no debes hacer

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Un músico por lo general aspira a mostrar su trabajo y entregar un mensaje con sus composiciones. La forma de hacerlo siempre será importante, y el profesionalismo que pongamos en ello será esencial a la hora de abrirse paso y avanzar en una carrera que en nuestro país no es fácil de llevar debido a la lucha por las oportunidades.

El buen trabajo y la preocupación por entregar lo mejor siempre se agradece, pero para hacerlo se debe tener en cuenta que hay un conjunto de factores que influyen en que el producto final tenga éxito. No sólo basta con tocar bien, también se debe saber trabajar bien como grupo.

El músico mexicano, conductor y productor de “Radio Groove”, Homero Ontiveros, escribió un destacable blog en que nos entrega 10 buenos consejos sobre cosas que no debes hacer si quieres que tu banda deje de sonar y verse amateur, y en ellos nos guiamos para explicarte qué factores debes tomar en cuenta a la hora de profesionalizar un poco más tu trabajo musical.

Tocar desafinados

Puede parecer obvio y de lo más común, pero aún así es necesario decirlo. Tocar afinados es esencial a la hora de ejecutar nuestras composiciones como banda. Si hay algo capaz de espantar a los amantes de la música, es el escuchar a un grupo fuera de la afinación.

Un vocalista debe mantener los tonos, y los encargados de las cuerdas deben estar en el mismo, a menos que quieran experimentar con un estilo un tanto rupturista, pero de no ser así, es mejor hacerse con un buen pedal afinador, o uno de pinza que es más económico pero igualmente efectivo.

Para las percusiones quizás pueda pasar un poco más desapercibido, pero también es esencial mantener la tensión adecuada para el estilo de música que se quiera interpretar.

Asimismo, por dignidad musical es un requisito afinar nuestros instrumentos antes de iniciar una presentación y mantenerlos bien calibrados. En el caso de los instrumentos de cuerda, siempre es recomendable revisarlos cada seis meses con un buen luthier, dependiendo de la calidad y el uso que se le de.

Tocar diferentes armonías y melodías entre los músicos

Jugar con las armonías es habitual y necesario en varios estilos musicales, pero hay que saber hacerlo. Se requiere un conocimiento mínimo sobre éstas para tener un buen resultado final. Si quieres armonizar debes conocer, practicar y ejecutar en las escalas adecuadas y las notas adecuadas, sino parecerá que los músicos están desafinados.

Asimismo, a la hora de improvisar solos de guitarra, utiliza las escalas que corresponden a los acordes de la base rítmica, o el resultado podría ser desastroso.

Hacer ruido innecesario en el escenario

Quizás alguna vez has visto bandas que comienzan a afinar sobre el escenario, a todo volumen, con guitarristas solicitando la nota base a sus compañeros de cuerdas o bateristas que al sentarse en el sillín de su instrumento comienzan a practicar redobles golpeando las percusiones con frenesí. ¡Pues que tu banda no lo haga!.

Evita el ruido innecesario y no trates de lucirte tocando complicados solos mientras el resto de tu banda acomoda sus instrumentos o entre cada canción, pues en vez de verte como un virtuoso parecerás un principiante, y tu banda será la quedará mal ante el público.

El silencio también es necesario en el escenario. Incluso existen pedales supresores de ruido para las guitarras eléctricas con distorsiones de alta ganancia, lo que ayuda a evitar ruidos innecesarios.

Pero lo principal es tener la noción de que sobre el escenario estaremos mostrando el trabajo como banda, como grupo, y no buscando lucirnos individualmente. Menos aún cuando eso termina demostrando lo poco profesionales que algunos músicos pueden ser.

No llevar instrumentos y accesorios

Simplemente no es una opción no llevar tus instrumentos. Es algo desagradable para el público y para el resto de los músicos. Siempre debes llevar tus propios instrumentos y accesorios, y además revisar éstos antes de cada tocata, en especial con los cables y baquetas, que suelen fallar y eventualmente podrían arruinarnos una presentación.

Olvídate por completo de la frase “¿quién me presta un cable?” o “no traje mis platillos”. No son palabras aceptables para un músico que quiera llevar su trabajo de manera seria.

Ser impuntuales

Otro factor fundamental a considerar es la puntualidad, y es algo que, lamentablemente, suele verse poco en los eventos pequeños en nuestro país.

Una banda seria debe saber que la puntualidad es muy importante, pues muestra respeto hacia los músicos y en especial hacia el público, que no tiene por qué esperar horas para ver una banda.

En los grandes conciertos hay requerimientos que exigen a las bandas estar con anticipación en los lugares, y de no hacerlo, quedan fuera del evento. Pues esto debería repetirse con las tocatas más pequeñas, pero debe partir por los músicos, quienes si realmente no quieren parecer amateur, deben ser puntuales y responsables.

Hacer mal uso del micrófono

¿Se escucha?, ¿Se escucha bien?… Son preguntas que debemos evitar, hay que mostrar profesionalismo y manejar los volúmenes con antelación, prepararlos antes de comenzar con el repertorio. La prueba de sonido es fundamental para esto, por pequeño que sea el local, es bueno probar primero los antes de que las bandas comiencen con el show.

Justificar todo

Un punto a evitar es la justificación o la tendencia a disculparse. Una banda debe sonar en un escenario y entregar lo mejor de si. Es por esto que es muy mal visto el lanzar frases como “esta canción tiene poco ensayo” u “hoy estoy un poco resfriado, perdónenme por la voz” .

Tampoco es bueno pedir perdón por algún desperfecto, es mejor mejor saber salir de los problemas con astucia y dominio del público.

Despreocupar la apariencia

La apariencia no lo es todo, la música es lo principal, pero aún así es un factor importante que diferencia a una banda amateur de una un poco más elaborada, pues la preocupación por la imagen de la banda muestra un trabajo de fondo.

No es necesario buscar una extrema parafernalia en torno a la vestimenta, pero si pensar antes de subirse al escenario y no parecer que acabas de salir del trabajo, universidad o colegio antes de comenzar a tocar.

Quizás pensar un poco en la imagen que la banda quiere mostrar, sacándose de encima los prejuicios que se pueda tener en cuanto al trabajo de la imagen de un grupo musical.

Querer correr antes que caminar

Es importante comenzar de cero y esforzarse. No servirá de nada tener un pseudo manager y booking cuando la banda lleva muy poco tiempo tocando. Hay que recorrer un camino, abrirse paso y hacer las cosas a su tiempo.

Una vez que la banda esté afiatada hay que comenzar a dar los siguientes pasos, y llegar al punto en que entendamos que un manager debe ser un profesional del lobby, capaz de guiar a la banda y llevarla a otro nivel de organización y profesionalismo.

No tener un discurso como banda

Una banda es como una familia donde todos se conocen muy bien y van por una meta en común. Asimismo todos deben conocer qué quieren y el mensaje que quieren entregar.

A la hora de estar en una entrevista, una banda que no sabe o no tiene qué decir se verá poco profesional. Es importante mostrar preparación y saber qué se quiere decir y de qué se quiere hablar.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados