temas del día

Cultura


7 secretos de la ciudad de Concepción que desconocías

Galería de la Historia | Semco
Publicado por
Envíanos tu corrección

Concepción ha sido escenario de grandes batallas, cambios y reconstrucciones desde épocas de la conquista, pasando por las luchas de la independencia hasta los mismísimos tiempo modernos. Nuestra ciudad está en constante transformación.

Quizás es por esto que muchas veces olvidamos que ha ocurrido por las calles que transitamos a diario, o los hechos que han marcado la historia de nuestra ciudad.

A continuación te presentamos 7 anécdotas históricas que quizás desconocías de la capital penquista.

1. Calle Exeter

Calle Exeter

Calle Exeter

Esta tímida vía ubicada en mitad de calle Caupolicán, entre San Martín y Cochrane, fue bien conocida por albergar al Conservador de bienes raíces de la ciudad durante mucho tiempo. Lo que muchos desconocen es de donde proviene el nombre de la misma.

Al contrario de lo que se podría pensar, no se trata del apellido de alguien célebre, sino del nombre de un navío inglés. Este, junto a dos buques más, patrullaban las costas de América en 1939 debido a que la Segunda Guerra estaba muy cerca de estallar.

El 24 de enero de ese año, un gran terremoto azotó la ciudad, afectando en gran medida también a Chillán, Tomé y Talcahuano. Fue aquí cuando desinteresadamente, los marineros ingleses de aquel buque vinieron en nuestra ayuda con hospitales de campaña y alimentos. Es en honor a ellos que esa calle fue bautizada con el nombre de su barco.

2. Un tornado en plena Plaza Independencia

Chile cuenta con una larga y variada lista de desastres naturales en su historia pero muy, muy pocas veces se ha debido enfrentar a los tornados, más propios de Norteamérica. El caso más notable del que se tiene registro es precisamente en el corazón de la ciudad de Concepción.

El 27 de mayo de 1934, una tromba marina generada en el río Bío Bío logró tocar tierra, ingresando hasta el centro de la ciudad. En su paso por la Plaza Independencia arrancó de cuajo varios tilos del lugar, además de tumbar pérgolas y bancas.

Los cronistas narran que siguió su camino hasta desaparecer en el Valle Nonguén, produciendo voladuras de ventanas, techos, algunas puertas y destrucción del alumbrado público en varios sectores.

Plaza Independencia de Concepción en 1910

Plaza Independencia de Concepción en 1910

3. El extraño escudo nacional de la pileta en Plaza Independencia

Nuestro escudo nacional actual posee -como bien sabemos- un huemul en el costado izquierdo y un cóndor en el derecho, ambos animales patrios. Así ha sido desde 1834 cuando se diseñó. Pero si nos fijamos en el que está en nuestra pileta, se da el curioso caso de que en el costado izquierdo no es huemul, sino un caballo.

Diversas versiones han aparecido en torno a este error del emblema patrio. La más verosímil es que al haber sido fundido en el extranjero (Inglaterra para algunos, Escocia para otros), el artista encargado de su realización habría confundido al animal debido a que no se conocía mucho del huemul, o pensando que el dibujo estaba inconcluso.

Sin embargo, ahora se piensa que realmente antes se utilizaba al caballo en el emblema patrio, algunas veces al no estar oficializados todos sus aspectos, algo que ocurrió recién a fines del siglo XIX. Podemos encontrar este mismo “modelo” en el Monumento a Los Héroes de Iquique de Valparaíso, el escudo del interior del teatro municipal de Santiago e incluso en el exterior del carruaje presidencial utilizado hasta nuestro días en Fiestas Patrias.

A. Lagos | Flickr (CC)

A. Lagos | Flickr (CC)

4. La desaparecida laguna de “Los Negros”

Muchas son las lagunas que embellecen el entorno de nuestra ciudad sirviendo de lugar de esparcimiento y espacio deportivo. Pero una, ya desaparecida, esconde una triste historia de su pasado.

Antiguamente, a la altura aproximada de calle Cruz, entre Caupolicán y Rengo, se encontraba una laguna llamada popularmente “De Los Negros”. Era aquí donde los cadáveres de los sentenciados a muerte eran arrojados luego de ser quemados con una soga al cuello, debido que no se les consideraba dignos de ser sepultados en suelo sagrado.

Su nombre de debe a que en 1804 zarpó un buque desde Valparaíso con 72 esclavos provenientes de Senegal. En el viaje se organizó un motín y los prisioneros mataron a la mayoría de la tripulación, para obligar al Capitán a regresarlos a su país. Sin embargo estos fueron engañados por el marinero y conducidos hasta cercanías de la isla Santa María, donde los interceptó la embarcación estadounidense “Perseverance”, que acudió en ayuda del capitán luego de que este se lanzara al agua.

De los 72 esclavos sólo 8 sobrevivieron al ataque, siendo conducidos a Concepción y sentenciados a muerte en la Plaza Independencia.

Sus cadáveres, como era la costumbre, fueron arrojados a la laguna, quedando en el colectivo popular desde ese día con el nombre de “Laguna de Los Negros”. Como curiosidad, si uno ingresa a Google Maps se puede ver escrito el nombre de este lugar sobre su localización original.

Google Maps

Google Maps

5. El heroísmo de Sebastián Acevedo

La Tercera

La Tercera

Muy pocos se percatan de que, al pasar por frente a la Catedral de Concepción, existe una cruz roja en el piso del acceso central de esta. Menos aún de que en los peldaños hay una pequeña placa de color negro, de la cual poco y nada queda ya. Esto recuerda un triste momento de nuestra ciudad, acontecido precisamente donde marca la cruz.

Sebastián Acevedo Becerra fue un obrero de la ciudad de Coronel al cual le fueron arrestados sus hijos Galo y María Candelaria, un 9 de noviembre de 1983 durante la dictadura militar. Sebastián los buscó desesperado en varios recintos durante dos días, pensando que se encontraban en poder de la CNI, pero no obtuvo respuesta alguna.

El 11 de noviembre, al verse totalmente acongojado, fue hasta el frontis de la Catedral y se roció gasolina, amenazando con quemarse si no se los devolvían. Al intentar detenerlo un carabinero, este prendió fuego a sus ropas quedando gravemente herido.

Debido a este hecho, su hija María fue liberada para poder despedirse de su padre moribundo, pero al fallecer horas más tarde fue nuevamente tomada prisionera. No sería liberada hasta un año y dos meses más tarde. Su hermano fue liberado 2 años después.

6. Combate de Gavilán

En el ahora reducido cerro Amarillo de Concepción, cuyo verdadero nombre es cerro Gavilán, ocurrió un gran combate por la independencia el 5 de mayo de 1817.

Juan Gregorio Las Heras se encontraba defendiendo esta estratégica posición (en aquel tiempo el cerro tenía muchas cuadras de extensión) contra las fuerzas realistas provenientes de Talcahuano eran comandadas por José Ordóñez. Sabiendo que el ataque estaba próximo, Las Heras solicitó ayuda inmediata a O’Higgins, que se encontraba en camino a la ciudad.

Al enterarse Ordoñez de esto lanzó un ataque frontal muy desventajoso para él, que finalizaría en una derrota para el español, obligándolo a replegarse a Talcahuano.

Estos hechos conducirían posteriormente al histórico hito del Morillo Perales, lugar donde se esbozaron las primeras ideas y trazos de la posterior acta de independencia, y a la toma del morro de Talcahuano.

Plano Histórico de la Batalla de Gavilán

Plano Histórico de la Batalla de Gavilán

7. Mirador Alemán

En la cima del cerro Altacura (nombre real del cerro Caracol) encontramos unas antiguas ruinas que dan la impresión de ser de carácter medieval y asemejan un pequeño torreón. El nombre de esta construcción es Mirador Alemán y realmente es una Torre Bismarck.

Esta torre fue construida en 1921 por los colonos alemanes de la ciudad de Concepción para honrar al canciller Otto Von Bismarck. Su nombre proviene de que antiguamente no existían los grandes árboles que hoy impiden la vista. De hecho, en el año de su construcción, uno podía divisar la ciudad en toda su magnitud desde aquel lugar.

La mayor importancia de esta Torre Bismarck, de las cuales fueron construidas cerca de 250 en todo el mundo entre 1869 y 1934, radica en que la mayoría de ellas se encuentra en Europa, habiendo algunas también en África y Oceanía. Pero en América la única que existe es la que se encuentra en nuestra ciudad y lamentablemente, este enorme monumento está en muy malas condiciones debido a los terremotos y maltratos de los mismos ciudadanos que lo visitan.

Inauguración del Mirador Alemán de Concepción

Inauguración del Mirador Alemán de Concepción

Jorge Leal
Administrador Turístico y Técnico en Turismo de Aventura

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados