temas del día

Economía


Clonación de tarjetas: 7 consejos para evitar ser víctima de este fraude

Hans Scott | Agencia UNO
Publicado por
Envíanos tu corrección

El pasado 30 de julio, Nelson Herrera, un trabajador que realiza labores de prevención de riesgos en Antofagasta ingresó a su cuenta corriente en el sitio de Corpbanca y se sorprendió con que había realizado supuestamente un giro en un cajero automático por un monto de 200.000 pesos y dos compras consecutivas en Líder Alameda de Santiago, la primera por 149.990 y la segunda por 45.779.

Ante esta situación, llamó al call center de la empresa para bloquear la tarjeta y consultar los pasos a seguir, recibiendo instrucciones de enviar una carta relatando los hechos y una copia de la tarjeta de débito. “De ahí en adelante, semanalmente llamé por teléfono al banco para interiorizarme cómo iba la investigación de lo sucedido, sin embargo, siempre me indicaron que había plazo hasta el 5 de septiembre para que la entidad me diera una respuesta formal, la que, inocentemente, siempre pensé que sería favorable para mis intereses”, relató.

El trabajador contó que “pese a lo anterior, este martes 19 de agosto Corpbanca me respondió con una carta emitida por correo electrónico que no repondría el dinero de las compras y giros que no efectué, indicando en su punto número dos que: las transacciones objetadas fueron realizadas exitosamente (…) por cuanto intervino en cada una de ellas la tarjeta antes mencionada, como también el PIN o clave secreta, la que es de su conocimiento y responsabilidad”.

“Desde el punto de vista formal, considero que la negativa expresada del banco a reembolsar el dinero reclamado no parece ser más que un copiado y pegado de alguna circular para proceder en este tipo de situaciones”, lamentó.

“En los datos que aporté en mi reclamo formal enviado el 31 de julio a Corpbanca se puede advertir claramente que mi tarjeta fue clonada (desconozco si en Santiago o Antofagasta), pero la institución bancaria hace caso omiso de esta situación, desconociendo los hechos aportados por mí y no aludiendo a que en estas transacciones claramente hubo un delito del cual el banco no se hace responsable y cuyo principal perjudicado soy yo”, señaló Herrera, manifestando que “lamentablemente, cuando al ciudadano de a pie le ocurren este tipo de irregularidades estamos solos contra estas corporaciones bancarias que son verdaderos monstruos con todo el poder de su lado para aplastarnos”, comentó.

Ante los delitos de clonación de tarjetas de débito o redbank la Policía de Investigaciones (PDI) a través de su Brigada del Cibercrimen siempre está llamando a las personas a tomar las precauciones para evitar ser víctimas de estos ilícitos.

Estos fraudes se concretan luego del copiado no autorizado de la banda magnética de las tarjetas y la captura de clave (PIN). De esta forma los datos se graban en un tarjeta con banda magnética y con estas se retira dinero de los dispensadores o se hacen compras en las cuentas de las víctimas.

Como una forma de prevenir estas acciones delictuales, la PDI entrega a los usuarios de estas tarjetas, los siguientes consejos:

1- Cambiar en forma periódica el PIN (clave secreta) de la tarjeta.

2- No perder de vista la tarjeta cuando se realizan compras. Cubrir con una mano cuando se digita el PIN (clave secreta) en un cajero automático o en un POS.

3- Si entra a un cajero automático no permita que personas se pongan a su lado, de preferencia ingrese en forma solitaria.

4- No se debe recibir ni solicitar ayuda de extraños para realizar transacciones con tarjetas.

5- Revisar periódicamente el extracto de cuenta a fin de verificar la normalidad de las transacciones.

6- Cuando pague con su tarjeta y tiene sospechas, se recomienda ingresar una clave errónea al momento de cancelar y si la compra es aceptada, significa que la máquina fue adulterada y puede estar siendo víctima de este delito.

7-Si le sucede un ilícito de este tipo, lo aconsejable es su denuncia llamando inmediatamente a los teléfonos de las policías, 134 de la PDI y 133 de Carabineros.

Las recomendaciones del Sernac

Desde el Servicio Nacional del Consumidor destacan que los consumidores tienen derecho a recibir un servicio de calidad y las empresas tienen la obligación de tomar todas las medidas para que los consumidores no sean víctimas de fraudes.

Si a un consumidor se le cobran compras realizadas por terceros, o le cobran por servicios que no contrató, la empresa deberá probar que sus mecanismos fueron seguros y que actuó profesionalmente, no el afectado, explicaron en el organismo. Los tribunales han confirmado en varias sentencias que la obligación de prestar servicios seguros corresponde a las empresas.

Además, las empresas deben responder por sus dependientes y por todas las medidas de seguridad para evitar fraudes. Los derechos de los consumidores son irrenunciables, por lo que la implementación de nuevos dispositivos tecnológicos, como los “Pin Pass”, no significa que la empresa puede dejar de responder por eventuales fraudes. Los estándares de seguridad deben seguir siendo los mismos e incluso reforzarse, señala el Sernac.

Asimismo, los consumidores tienen derechos hayan o no contratado seguros en caso de fraudes, pues lo que hace un seguro es extender la cobertura o actuar en situaciones específicas, dependiendo de lo que establezca la póliza.

¿Qué puede hacer un consumidor que sufre una clonación?

Lo primero que tiene que hacer un consumidor cuando siente que sus derechos han sido vulnerados es reclamar ante la empresa.

Cuando no obtiene respuesta o ésta es insatisfactoria, puede recurrir al Sernac e interponer su reclamo. Para ello puede hacerlo visitando el sitio web del organismo www.sernac.cl; a través de las oficinas regionales del Sernac y de las Plataformas de Atención Municipal.

Lo que hace el Sernac es buscar soluciones oportunas y adecuadas antes de llegar a tribunales. Para ello se comunica con la empresa y le informa del problema y solicita una respuesta, cuyo plazo máximo para responder es de 25 días hábiles.

Paralelamente, el Sernac le informa al consumidor de las gestiones que se están realizando y de la respuesta dada por la empresa.

Cuando una empresa vulnera los derechos del consumidor, no responde en el mercado, y no responde ante el Sernac, queda el camino de la Justicia.

En estos casos, el servicio orienta al consumidor acerca de los pasos a seguir en caso que desee hacer la denuncia ante los tribunales.

Tras el rechazo de su banco, Herrera realizó el reclamo en el Sernac y está a la espera de una respuesta, en tanto, está asesorándose para denunciar el fraude en la justicia y buscar que se investigue a los responsables de las transacciones que se realizaron con su cuenta.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)

Destacados