temas del día

Notas


Presentan proyecto de ley que sanciona grafitis no autorizados con penas de presidio menor

Archivo | Jonaz Gómez | Agencia UNO
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Diputados de distintos partidos presentaron este martes un proyecto de ley que busca sancionar los rayados y grafitis realizados en lugares públicos y privados, que no hayan sido autorizados.

Pese a que mucho mobiliario público y particular se ve constantemente afectado por rayados irregulares en nuestro país, actualmente la legislación chilena no contempla sanciones claras para este tipo de hechos.

Por ello, los diputados Daniel Farcas (PPD), Fidel Espinoza (PS), Carlos Abel Jarpa (PRSD), Issa Kort (UDI), Roberto León (DC), Fernando Meza (PRSD), Ricardo Rincón(DC), Gabriel Silber (DC, Joaquín Tuma (PPD) y Claudia Nogueira (UDI) propusieron una iniciativa que regula estas malas prácticas con multas y penas de presidio menor.

Específicamente, el proyecto sancionaría a alguien “que mediante carteles, avisos u otros medios impresos, o sirviéndose de pinturas de cualquier tipo, procediera a la fijación de mensajes, firmas, rayados, dibujos, u otras figuras y expresiones, en bienes muebles o inmuebles ya sea públicos o privados, sin contar con autorización”.

Quienes cometieran esta falta “serán sancionados con la pena de reclusión menor en su grado mínimo (61 a 540 días) y multa de 5 a 20 Unidades Tributarias Mensuales ($210 mil a $840 mil aproximadamente)”, explica el documento.

Además, las penas se agravarán en el caso de que se trate de mensajes, dibujos u otros “que promuevan la discriminación por razones ideológicas, políticas, religiosas; nacionalidad, raza, etnia o grupos sociales; sexo, orientación sexual, identidad de género, edad, filiación, apariencia personal o la enfermedad o discapacidad”.

De esta forma, los parlamentarios también buscan proteger los bienes patrimoniales a nivel nacional, ya que en su opinión, muchos monumentos que incluso han sido declarados patrimonio de la humanidad, se ven afectados de forma permanente por estos grafitis.

Así, si el inmueble rayado o dañado es patrimonio cultural o monumento público, la pena será de reclusión menor en su grado medio a máximo y multa de 30 a 60 unidades tributarias mensuales (1 millón 200 mil a 2 millones 500 mil).

Los legisladores agregaron en el texto que “hace años se ha venido instaurando en nuestro país la tendencia de ensuciar las ciudades con rayados, símbolos, dibujos, mensajes, entre otros, que se estampan generalmente en muros, mobiliario urbano, buses de locomoción colectiva, lo que provoca daño a la propiedad y disminuye su valor relativo”.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados