Notas
Trimetilaminuria: La extra√Īa enfermedad que hace oler a basura
Publicado por: Víctor Schwencke
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Cuando estamos inmersos en una sociedad que critica y reprocha ciertas actitudes y apariencias, el mal olor de una persona puede convertirse en un “tal√≥n de Aquiles” muy dif√≠cil de sobrellevar.

Eso es lo que est√° viviendo la brit√°nica Ellie James, una mujer de 44 a√Īos que padece de trimetilaminuria, el s√≠ndrome del olor a pescado.

As√≠ lo confirma la cadena BBC, en donde se√Īalan que lo que le aqueja a James se produce por una carencia “de la enzima flavinmooxigenasa (FMO3), la cual se encarga de descomponer ciertos compuestos, como la trimetilamina, que de otra forma se acumular√≠an en el cuerpo y se liberar√≠an con la transpiraci√≥n, la orina o el aliento”.

Aunque a la enfermedad se le conoce como “la del olor a pescado”, rara vez produce ese aroma. M√°s bien, corresponde a azufre o amoniaco “pero todo depende de lo que comas”, asegura la propia mujer a la BBC.

James carga con este peso desde los 30 a√Īos, cuando un complejo tratamiento con antibi√≥ticos da√Īo la enzima mencionada. De ah√≠ que su sufrimiento no se ha detenido, pues ha sido v√≠ctima de insultos en el transporte colectivo, mientras que sus compa√Īeros de trabajo le regalan desodorantes con frecuencia.

La mujer asegura que “puedo oler a un dulce muy intenso -como perfume barato- o a basura podrida, goma quemada, alg√ļn qu√≠mico, as√≠ como a azufre o aguas residuales”.

Seg√ļn el art√≠culo, los pacientes que padecen esta enfermedad admiten su mal olor, no obstante puede que no sepan que en realidad cargan con el referido s√≠ndrome. De hecho, la propia brit√°nica afirma que en un momento, no sab√≠a de d√≥nde proven√≠a el caracter√≠stico aroma y s√≥lo pod√≠a sacar conclusiones en base a la reacci√≥n de la gente.

Afortunadamente, James obtuvo en su trabajo cierta compasi√≥n por parte de sus compa√Īeros asegurando que “les explicaba que se trataba de un problema de salud, que no hab√≠a nada que pudiera hacer y que esos regalos no mejorar√≠an la situaci√≥n, por lo que les ped√≠a paciencia, entonces eran extremadamente comprensivos”.

Finalmente, cabe se√Īalar que la enfermedad no tiene cura y que su tratamiento es bastante limitado. A pesar de aquello, el saber que la padeces te prepara para tomar todas las precauciones del caso y evitar las cr√≠ticas por un s√≠ndrome que, hasta el momento, es irreversible.

URL CORTA: http://rbb.cl/92ua
Tendencias Ahora