temas del día

Notas


Se agudiza conflicto entre hacendados e indígenas en Amazonía de Brasil

img.socioambiental.org
Publicado por
Envíanos tu corrección

Tropas de policías entraron el sábado a una reserva indígena a 700 km de Manaos, norte de Brasil, en busca de tres personas que habrían desaparecido allí hace una semana, un día después de un ataque contra los indígenas.

Según el sitio de noticias G1, la policía federal recibió la autorización del ministerio de la Justicia para entrar en la reserva indígena Tenharim de 470 mil hectáreas donde viven 700 personas repartidas en ocho pueblos.

Una treintena de efectivos de la policía militar aseguran en paralelo la seguridad de la reserva para impedir más violencia contra los indígenas. La situación está bajo control pero se mantiene tensa, según la prensa local.

El viernes, cerca de 300 granjeros y madereros incendiaron chozas indígenas y un peaje que consideran “ilegal” construido por los indígenas de la etnia Tenharim sobre la ruta transamazónica a la altura de Manicore y Humaita, en el sur del estado de Amazonas, que atraviesa su reserva.

Los colonos acusan a los indígenas de haber secuestrado a tres personas, entre las cuales un trabajador de la empresa pública de electricidad Electrobras el 16 de diciembre. Habrían sido vistos por última vez dentro de la reserva.

Los colonos creen que se trata de represalias por la muerte del cacique indígena Ivan Tenharim, quien habría muerto en un accidente de moto en la carretera transamazónica.

Pero según los indígenas, su jefe fue asesinado por colonos que se oponen al peaje.

Los colonos buscan, a través de sus acciones violencias, ejercer una presión sobre las autoridades para que aceleren las búsquedas.

Los Tenharim desmienten haber secuestrado a los colonos.

“No queremos más peajes en el área indígena porque cuando llega un carro y para, quedamos a la merced de la voluntad de los indios. Si buscan un momento para actuar contra nosotros, la mejor hora será cuando estemos en el carro. Ahí nos pueden secuestrar, asesinar, torturar”, explicó al sitio G1 Samuel Martins, presidente de la Asociación de Madereros de Matupi.

Los indígenas piden 6,5 dólares por automóvil y 26 por camión.

Las imágenes de la televisora Globo mostraban techos de numerosas chozas en llamas.

Se trata de la segunda ola de violencias contra los Tenharim en una semana. El miércoles, día de Navidad, unos 2 mil colonos habían incendiado dos edificios de la Fundación Nacional del Indio (Funai, órgano estatal que tutela a los indígenas) y 13 vehículos y barcos que utilizan los indígenas para desplazarse.

Desde entonces 143 Tenharim, de los cuales muchos niños y mujeres, fueron apartados a un lugar seguro en una base militar cercana.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados