temas del día

Notas


Ex psiquiatra del Ejército estadounidense confiesa ser el autor de masacre en base militar

Keary O. (CC)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Un ex psiquiatra del Ejército estadounidense declaró el martes en el inicio del juicio en el que se defiende a sí mismo, haber sido el autor del tiroteo en Fort Hood de Texas, Estados Unidos, la peor masacre jamás ocurrida en una base militar estadounidense.

“Las pruebas van a demostrar claramente que soy el autor de los disparos”, afirmó este martes ante una corte marcial el comandante Nidal Hasan, acusado de haber matado a 13 personas y herido a otras 32 en noviembre de 2009.

Hasan nació en Virginia de padres palestinos, tiene hoy 42 años, y quedó parapléjico después del tiroteo, al ser baleado por la policía que intervino para detener la matanza. El militar afronta la pena de muerte si es hallado culpable.

“Nosotros, los mujahidines, somos musulmanes imperfectos que intentan establecer una religión perfecta en la tierra del Dios supremo”, declaró Hasan, con barba y aspecto tranquilo, y vestido con un uniforme de camuflaje.

“Pido disculpas por cualquier error que haya cometido en esta tarea”, agregó.

El código militar le impide declararse culpable, con lo cual Hasan, quien obtuvo el derecho a defenderse sólo sin la ayuda de abogados, intentará convencer a los 13 jueces militares que no merece la pena capital.

Mientras unas 250 personas declararán en su contra, Hasan anunció que sólo llamaría a dos testigos.

El ataque de noviembre de 2009 es el peor jamás registrado en una base militar estadounidense. El alto comando del Ejército fue severamente criticado por haber ignorado las señales llamativas en el comportamiento de Hasan

El acusado, que debía ser enviado a Afganistán antes del ataque, declaró que quería defender a sus hermanos musulmanes de una guerra “ilegal” en ese país. Hasan es considerado un “lobo solitario” de Al Qaida y fue reconocido por muchos testigos.

Tres semanas antes del tiroteo, según la fiscalía, Hasan habría alertado a un médico: “Les esperan otras cosas si piensan que me van a enviar” a Afganistán.

Mientras se preparaba para matar la mayor cantidad de soldados posible, Hasan leyó documentos de la Yihad redactados por líderes talibanes y envolvió cargadores de municiones en servilletas de papel para que nadie los escuchara en sus bolsillos, agregó la fuente.

Las primeras muestras de radicalismo aparecieron entre 2003 y 2006 cuando trabajó en el Centro Médico del Ejército Water Reed, según el FBI.

La misma fuente señaló que en los meses previos al ataque, Hasan intercambiaba correspondencia con el imán radical, nacido en Estados Unidos Anwar al Aulaqi, muerto en un ataque de drones estadounidenses en Yemen en septiembre de 2011.

Hasan, quien tildó a Hasan de “héroe” después del tiroteo en Fort Hood, habría interrogado antes a Al Aulaqi acerca de la moralidad de matar a soldados si éstos intentaban atacar a musulmanes.

La jueza militar Tara Osborn insistió en que durante el proceso el acusado se concentre en los hechos y no en implicaciones más amplias. A su vez prohibió a la acusación mencionar al “terrorismo” como el motivo del ataque y a Hasan de intentar probar que quería salvar la vida de musulmanes en Afganistán.

Sin embargo, expertos jurídicos prevén que el acusado sí recurrirá a esa estrategia.

Apenas se inicie el juicio este martes, “podría hablar de la yihad y decirle al jurado que sus actos eran justificados”, destacó Jeffrey Addicott, ex procurador del ejército y experto en leyes sobre terrorismo en la escuela de derecho de la Universidad St. Mary’s.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados