Notas


Asilo a Assange: Ecuador busca un firme respaldo de los países de Unasur

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Ecuador espera recibir este domingo el respaldo de los países sudamericanos de la Unasur en una cumbre de cancilleres en la ecuatoriana Guayaquil (suroeste), luego que Quito denunció una amenaza británica de irrumpir en su embajada en Londres para arrestar al asilado Julian Assange.

Se aguarda que los representantes de los diez países que asistirán a la reunión emitan un pronunciamiento de apoyo a Quito en el conflicto generado con Gran Bretaña tras conceder asilo diplomático al fundador de WikiLeaks, que pronunció este domingo un discurso desde la embajada ecuatoriana en Londres en el que agradeció al presidente Rafael Correa su decisión de otorgarle asilo diplomático.

Los gobiernos de Brasil y Argentina adelantaron que su posición será en defensa de la inviolabilidad de la embajada ecuatoriana, según declaraciones de sus respectivos cancilleres el sábado.

Las deliberaciones de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) se inician a las 14H30 locales (19H30 GMT) y un pronunciamiento está previsto al final de la reunión a las 17H30 locales (22H30 GMT), de acuerdo al programa difundido por la cancillería ecuatoriana.

“Agradezco al presidente Correa por la valentía que ha demostrado al tomar en consideración y concederme asilo político”, dijo Assange desde un balcón de la embajada en su primera aparición pública desde que Ecuador le otorgara asilo el jueves.

En su breve discurso, Assange también se refirió a la reunión de la Organización de Estados Americanos (OEA) prevista el 24 de agosto en Washington.

“Quiero dar las gracias a los gobiernos de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, Honduras, México, Nicaragua, Argentina, Perú, Venezuela y a todos los demás países de América Latina que han salido en defensa del derecho de asilo”, dijo.

A su vez, el australiano solicitó al presidente estadounidense Barack Obama abandonar la “caza de brujas contra WikiLeaks”.

Estados Unidos declaró el viernes que no reconoce el asilo diplomático que Ecuador concedió a Assange pues “no forma parte de la Convención de 1954 de la OEA (Organización de Estados Americanos) sobre el Asilo Diplomático”.

Assange, de 41 años, es requerido por la justicia sueca por cargos de agresión sexual que él niega haber cometido, y teme que una vez en Suecia sea trasladado a Estados Unidos donde es requerido por espionaje tras haber revelado en su portal cientos de miles de cables secretos diplomáticos y de actividades militares.

El exjuez español Baltasar Garzón, abogado del fundador de WikiLeaks, aseguró este domingo que espera una “respuesta formal” británica a la petición de salvoconducto para que su defendido pueda salir del país.

Un eventual ingreso de la policía británica a la embajada de Ecuador en Londres para arrestar a Assange tendría “graves consecuencias en el mundo”, advirtieron la noche del sábado los cancilleres de los países agrupados en el ALBA.

El ALBA es una alianza subregional de países conformada por iniciativa del presidente venezolano Hugo Chávez y está integrada además por Cuba, Bolivia, Nicaragua, Ecuador, y las ex colonias británicas Dominica, San Vicente y las Granadinas, y Antigua y Barbuda.

“Advertimos al gobierno del Reino Unido acerca de las graves consecuencias que se desencadenarían en todo el mundo en caso de agresión directa a la integridad territorial de la República de Ecuador en Londres”, señaló una declaración común leída por el canciller venezolano Nicolás Maduro al término del encuentro.

El presidente ecuatoriano Rafael Correa estuvo presente en la reunión de ALBA y señaló a los cancilleres que, el envío de un supuesto mensaje intimidatorio por parte de Gran Bretaña a Ecuador, “es extremadamente grave no solo para Ecuador sino (…) para el planeta entero”.

El canciller británico había dicho el viernes sin embargo que “no hay amenaza alguna aquí de tomar por asalto una embajada”.

Luego un portavoz del ministerio británico de Relaciones Exteriores declaró que Gran Bretaña está decidida “a trabajar con los ecuatorianos para resolver este caso amistosamente”.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados