Notas


Alto responsable católico en EEUU encontrado culpable de encubrir pedofilia

Doug Kerr (cc)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Un alto responsable de la Iglesia Católica en Estados Unidos fue hallado culpable de encubrir actos de pedofilia, aunque se lo absolvió de otros tres cargos, en el primer juicio de este tipo celebrado en los tribunales de Filadelfia (Pensilvania, este de EEUU).

Monseñor William Lynn, de 61 años y encargado de nombrar a sacerdotes en escuelas e iglesias en la región de Filadelfia, enfrentaba acusaciones por no haber mantenido a los curas denunciados por abuso sexual lejos de menores.

Tras trece días de deliberaciones, el jurado halló a Lynn culpable de dañar el bienestar de un niño, pero en cambio lo absolvió de dos cargos por conspiración y un tercero por dañar el bienestar de otro niño.

Su sentencia se dará a conocer el 13 de agosto. Puede ser condenado hasta a siete años de prisión. El juez rechazó dejarlo en libertad bajo fianza hasta que se dé a conocer su pena.

El proceso involucraba a dos sacerdotes de Filadelfia acusados de abuso sexual de menores y es el primero en Estados Unidos que involucró a un alto responsable de la Iglesia Católica, muy dañada en los últimos años por escándalos de pedofilia registrados en varios países.

Lynn no estaba acusado de abuso sino de encubrimiento a partir de su estratégica posición en el arzobispado de Filadelfia.
Uno de los acusados, el expulsado sacerdote Edward Avery, se declaró culpable de crímenes sexuales antes del inicio del juicio, evitando de este modo el proceso.

Avery fue sentenciado de inmediato a entre dos años y medio y cinco en prisión.

El otro sacerdote involucrado es James Brennan, acusado de abuso de niños en los años 1990.

El jurado no se puso de acuerdo sobre los cargos en su contra por intento de violación y poner en peligro a un niño, por lo que el magistrado declaró el juicio nulo.

“Estoy muy cansado y muy agradecido”, dijo Brennan, que no podrá ejercer el ministerio como castigo eclesiástico.
Según los documentos presentados en los tribunales, la denuncia se remonta a 1992, cuando un ex feligrés acusó a Avery de molestarlo sexualmente en los años 1970 o 1980.

Las acusaciones fueron consideradas lo suficientemente serias como para que Avery fuese enviado a un centro especializado en rehabilitación de sacerdotes con problemas por abuso sexual.

Cuando Avery completó el programa, Lynn lo asignó a una parroquia con escuela, a pesar de que el terapeuta del sacerdorte le advirtió sobre el riesgo de colocar chicos a su alrededor.

En esa iglesia, Avery supuestamente encontró a un niño de 10 años mencionado en los documentos como “Bill” y abusó de él.

“Monseñor Lynn tenía evidencia de que un chico había sido agredido sexualmente. ¿Llamó a la policía monseñor Lynn? No”, dijo el fiscal Seth Williams el viernes en una conferencia de prensa tras el veredicto.

En cuanto a Brennan, había sido acusado de violar a un chico de 14 años que pasó la noche en su apartamento en 1996.

Según la asistente del fiscal, once sacerdotes -entre ellos Avery y Brennan- han sido acusados de molestar sexualmente a niños.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados