Notas


Adultos mayores y niños pequeños son más propensos a padecer insolación

Simone Lovati (CC) Flickr
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

La académica de la Facultad de Enfermería de la Universidad Andrés Bello (Unab), Claudia Palma, afirmó que los adultos mayores, lactantes y niños pequeños son más propensos a padecer insolación, así como también las personas obesas, alcohólicos y deportistas de alto rendimiento.

Detalló que los principales síntomas son debilidad, mareos, desfallecimiento, cefalea, aumento de la temperatura de la piel, ausencia de transpiración, aumento en el pulso, orina turbia y calambres musculares entre otros.

“La característica fundamental de la insolación es la temperatura corporal por sobre los 40°C en ausencia de enfermedad infecciosa”, agregó.

Según explicó la profesional, los factores de riesgo también están asociados principalmente a altas temperaturas ambientales como sucede en la actualidad con el verano y excesiva humedad, trabajos al aire libre y expuestos al sol en zonas calurosas sin protección adecuada.

El diagnóstico de la insolación se realiza principalmente con examen físico por un médico y antecedentes en la historia clínica.

En tanto, el tratamiento se basa en disminuir la temperatura corporal, evitar deshidratación y reducir posibilidad de complicaciones como fallas orgánicas o daño cerebral.

En casos graves se debe hospitalizar a la persona para disminuir su temperatura, reponer la pérdida de fluidos y controlar exámenes además de realizar cuidados en la piel que puede estar afectada.

Dijo que en caso de estar frente a una persona con claros síntomas de insolación, se debe procurar mantener a la persona acostada en un lugar fresco y levantarle los pies unos 30 centímetros de altura.

“Dentro de sus posibilidades, aplicar compresas húmedas o agua fresca directamente sobre la piel de la persona y utilizar algún sistema de ventilación para bajarle la temperatura corporal. Colocar compresas frías en el cuello de la persona afectada, la ingle y las axilas”, expresó.

Si la persona está despierta, ofrecer bebidas hidratantes, para tomar en sorbos o agua fresca si no hay disponibilidad de bebidas hidratantes. Dar sorbos cada 15 minutos a tolerancia.

La profesional advirtió que se puede evitar la insolación de manera muy simple. En lo posible siempre llevar ropa ligera y holgada durante el tiempo de verano o en zonas de altas temperaturas.

“Si existe la sensación de calor se debe aumentar las condiciones de ventilación en el lugar donde se encuentra, alejarse de la radiación solar directa, para facilitar la evaporación del sudor”, comentó.

La persona debe beber abundante líquido antes, durante y después de actividad física, aplicar cremas de protección solar, sobre todo si se está expuesto al aire libre en zonas calurosas y húmedas.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados