Notas


8 consejos para no engordar en la oficina

Usuario The Marmot en Flickr (CC)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

¿Has subido de peso desde que estás en cierto lugar de trabajo?, si es tu caso es probable que se deba a que adquiriste algunos malos hábitos. Pero no te rindas, porque puedes modificar tu conducta y así evitar seguir ganando kilos extra.

Ahora toma nota a los consejos recopilados por Planeta Joy para cambiar tu rutina actual a una más saludable:

1. Anda al trabajo en bicicleta o caminando

La mayoría de los trabajadores pasan muchas horas sentados frente a un computador y pese a ello, lo único que quieren es conseguir un asiento en el metro o el taxibús cuando van de vuelta a sus casas. Ese tiempo extra que pasas inactivo podrías usarlo en hacer actividad física. Dos formas de aprovechar esos minutos, son caminando o usando la bicicleta.

2. Date un break

Estar 8 seguidas sentado frente a un escritorio es dañino para la salud, por ello es bueno que aproveches de pararte de vez en cuando o incluso tomarte un “break” para caminar por la misma oficina o dar un pequeño paseo en algún momento del día, aunque sea sólo para comprar almuerzo.

3. No a la comida a domicilio

Es fácil tentarse y pedir que te lleven pizza, empanadas o comida china, directamente a la oficina. Lo malo, es que por lo general esta comida no es muy sana, y además de hacerte ganar peso, significa un costo monetario extra. Prepara tu propia comida en casa o aprovecha de salir a comprar tus alimentos.

4. No almuerces frente a tu computador

Almorzar requiere su tiempo y comer algo rápido frente al escritorio no es una buena idea. Y es que cuando hacemos esto último, la sensación de saciedad demora más en llegar al cerebro y generalmente ingerimos más de lo necesario.

5. Bebe 2 litros de agua al día

Beber dos litros de agua al día es necesario para evitar la retención de líquidos y controlar el hambre. Acostúmbrate a mantener una botella de agua siempre en tu cubículo y ponte como meta beberla completa antes de salir de la oficina.

6. No uses el ascensor

Si trabajas en un edificio, usa las escaleras. ¿Sabías de 10 minutos escalando te ayuda a quemar cerca de 50 calorías?. Así que la próxima vez que veas el ascensor frente a ti, recházalo.

7. Reemplaza los snacks entre comidas por fruta

Nada de papas fritas de bolsa o bizcochitos, mejor come frutas o yogur si sientes hambre entre el desayuno y el almuerzo.

8. Aprovecha tu tiempo libre

Si ya saliste de la oficina, deja de trabajar. Aprovecha tu tiempo libre para ir al gimnasio, caminar o hacer cualquier actividad que te relaje y ejercite. Olvídate del computador y el celular fuera de tu horario laboral.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados