Notas


Evite accidentes: Prácticos consejos para conducir bajo la lluvia

De contexto | Jonathan Flores
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Cada vez que salimos a la calle nos enfrentamos a hechos inesperados y sorpresivos, por lo que generalmente debemos conducir con precaución. Por lo mismo, esta situación se agudiza cuando a los riesgos de manejar día a día le sumamos el hacerlo bajo un intenso temporal.

Es por esto, que existen una serie de medidas que podrías tomar en cuenta al momento de conducir con una visibilidad reducida, ya que la lluvia empaña tu parabrisa y no te permite ver con fluidez.

Para comenzar, la medida más prudente a considerar, es que debemos aumentar los espacios de frenado al doble, ya que bajo la lluvia el tiempo de reacción de nuestra visión es mayor, y el sistema de frenos no responde con la misma eficiencia.

Además, hacer un breve chequeo al auto nunca está demás, revisar si los niveles están en un punto correcto, sobre todo el aire de las ruedas (importantes para el frenado) y el limpiaparabrisas. Hay que tener cuidado, la lluvia y la niebla reducen la adherencia de los neumáticos hasta en un 50% sobre el asfalto.

La solución para mirar mejor por los espejos puede ser muy sencilla, tan sólo conseguir un poco de líquido o spray antiempañante hará que tus vidrios no se nublen con la respiración de los pasajeros; la otra forma sería encender el aire acondicionado del vehículo (en dirección al parabrisas si es posible) y rápidamente la visibilidad aumentará.

Cuando la visión se hace muy reducida, debemos preocuparnos por encender las luces y neblineros si es necesario, todo depende de cuanta luz necesitemos.

Por otra parte, cada vez que te enfrentes a charcos de agua es aconsejable reducir la velocidad, ya que el roce podría hacer que pierdas estabilidad y el control de tu vehículo, además puedes mojar partes indispensables de tu automóvil, que deben mantenerse lejos del agua.

Cuando esto ocurre, los más común es que las pastillas de los frenos se mojen, por lo tanto, para que no tengas problemas debes continuar transitando lentamente y pasado algunos metros, debes pisar repetidamente el freno, hasta que se normalice la respuesta del auto.

Para finalizar, Myautomovil.com asegura que el mejor modo para evitar fuertes deslizamientos es mantener nuestro vehículo con neumáticos bien acanalados, que permitan la correcta evacuación del agua.

¿Qué hacer si nos pasa?

Hay una regla de oro: ¡No frenes! Levanta suavemente el pie del acelerador y sujeta con fuerza el volante. No intentes cambiar la trayectoria. Puedes desacelerar, pero, hasta que no sientas que el auto ha recuperado el contacto con el suelo, no debes frenar.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados