Notas


Médicos analizan eventuales riesgos que pueden sufrir los 33 mineros atrapados

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

Tres especialistas del Hospital Clínico de la Universidad de Chile advirtieron sobre eventuales riesgos que pudieran tener los 33 mineros atrapados en el yacimiento San José, en la Región de Atacama.

El jefe del servicio de gastroenterología del recinto asistencial, doctor Javier Brahm, expresó que el intestino delgado de los trabajadores es el órgano que debe ser más vigilado, y también el estomago.

“En situaciones de emergencia, el cuerpo realiza un esfuerzo adicional porque privilegia sistemas vitales, como el cardiovascular. Ello implica que otros sistemas, como el digestivo, queden desprotegidos. El intestino delgado es el órgano que hoy debe ser más vigilado, esto porque cuando no se usa por varios días se produce una atrofia de las vellosidades intestinales, encargadas de absorber los nutrientes y proteínas”, explicó el facultativo.

“Al no tener en plenitud la capacidad absortiva, puede provocar en los trabajadores fuertes dolores abdominales, diarrea y diversos trastornos alimentarios”, agregó el especialista.

Respecto al estomago, el médico sostuvo que a si a los operarios se los realimentara en forma excesiva, la reacción sería inmediata: náuseas, vómito y diarrea.

Por ello explicó que los volúmenes no deben ser muy grandes en los primeros días, la alimentación debe ser fraccionada donde geles y líquidos debe ser los primero en administrarse.

Añadió que hay que estar atento también a las dificultades que pudiera la deglución (proceso de tragar los alimentos), porque los hongos y la sequedad pueden favorecer la aparición de pequeñas úlceras en sus bocas.

En tanto, el oftalmólogo Alberto Aguayo, expresó que “las probabilidad que ya estén con ardor en sus ojos es alta”.

“La irritación ocular es un síntoma esperable luego del tiempo trascurrido. Es probable que algunos mineros presenten conjuntivitis por el polvo en suspensión y por las mismas micropartículas de mineral que hay en el interior del yacimiento”, precisó.

Por su parte, el doctor broncopulmonar, Felipe Rivera, dijo que el sistema respiratorio de los mineros puede sufrir una inflamación generalizada por las precarias condiciones de ventilación.

“Aquí les juegan en contra la temperatura, la humedad y el polvo en suspensión, porque estos factores pueden contribuir a que gérmenes colonicen los pulmones. El resultado puede ser tos, aumento de secreciones, bronquitis y hasta neumonía”, sostuvo el doctor Rivera.

Por todo lo anterior, para los médicos es vital la instalación de medidas higiénicas como sondas de ventilación, áreas limpias y sucias, protección ocular y uso de desinfectantes dentro de lo posible.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados