Notas


Grupo Arrabaleros representa a Chile en la competencia folclórica de Viña

  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección
Arrabaleros

Arrabaleros

Una lectura incómoda para el festivo oficio del Chinchinero representará a Chile en la competencia folclórica del Festival de Viña este año. El joven grupo Arrabaleros interpreta “Chinchinerito”, una nostálgica cueca protagonizada por un niño que porta el chin chin y el bombo a la espalda, sacrificando su infancia para mantener la tradición en las calles junto a su padre.

“La historia habla del “Chinchinerito” que nace dulcemente condenado a seguir la labor de su viejo. Lo vemos por un lado representar la alegría que adorna la calle a través de su arte, pero a la vez vemos un poco de preocupación por el hecho de que –probablemente- su vida se vea limitada respecto a las de otros niños que no llevan una vida tan sacrificada”, explica Javier Chávez (24) guitarrista y una de las voces de la canción que podrá escucharse este martes 23 en la competencia folclórica.

Cercano a la realidad de los menores que estudian y trabajan, Chávez es profesor de música y cuequero profesional junto al conjunto que está compuesto además por Daniel Sánchez (Acordeón), José Luis Chávez (Guitarra), Cesar Figueroa (Bajo), Aldo Oregón (Piano) y Daniel Pezoa (Batería). La cueca fue compuesta para Arrabaleros por David Azán y Daniel Cantillana, músico de Inti Illimani, una tarde que se encontraron con el típico espectáculo callejero en la fila de un colectivo y se la prestaron al conjunto que viene de foguearla en distintos encuentros de cueca como el de la Plaza Yungay.

“Hay un matiz bien grande en cuanto a la letra, porque eso, a la gente le gusta mucho, la temática es tierna pero el contenido social intrínseco es algo muy arraigado y serio”, agrega sobre la denuncia musical a la que considera “algo así como un ajuste de cuentas social para esta labor tan sacrificada que nos toca ver y disfrutar, pero que tiene sus áreas grises”.

Arrabaleros se formó en abril del año 2008 cuando estos amigos y compañeros de la escuela Moderna de Música se dieron cuenta que compartían los mismos genes en torno al gusto folclórico. Aunque cada uno tenía su proyecto personal adentrado en el rock, el funk y la música de raíz, guardaban un profundo respeto por la música local de los años 30 y 40. En su mayoría eran hijos de folcloristas consagrados y en particular de exponentes locales de la Cueca Brava.

Escucha su tema aquí:

http://www.youtube.com/watch?v=3C1q8JqgkBE

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados